fbpx

Las Escuelas Infantiles privadas alertan de la "nacionalización" del nivel de 0-3 años y del "inevitable cierre" de centros

Las Escuelas Infantiles privadas alertan de la

La Asociación de Centros Autónomos de Enseñanza Privada (ACADE) ha alertado este miércoles de la "nacionalización" del nivel educativa de 0 a 3 años y del "inevitable cierre" de centros, después de que ayer la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, anunciara su extensión a los colegios públicos de la región.

Así, en un comunicado, ACADE ha subrayado que, aunque comparte con el Gobierno el objetivo de conseguir la escolarización completa de estos niños, esta decisión "vulnera la libertad de elección de centro por parte de las familias".

También, ha señalado que comparte la necesidad de que este servicio se "abarate" a las familias y tienda a la gratuidad, pero con esta decisión se avanza hacia una "nacionalización efectiva en contra de las proclamas que habitualmente realizando los responsables del Gobierno de la Comunidad de Madrid".

La asociación ha trasladado que la habilitación de espacios para Escuelas Infantiles 0-3 en colegios diseñados para otras edades "va en contra de la necesaria especialización que sí tienen las Escuelas Infantiles privadas". "Con esta medida da la impresión de que se han querido llenar las aulas vacías de los colegios públicos, como consecuencia de la caída en picado de la natalidad", ha subrayado.

COSTE MÁS ALTO

Sobre el coste presupuestario de estas plazas, ACADE ha afirmado que es "mucho más alto" en los colegios públicos que si se dedicase a financiar directamente a las familias a través de otras fórmulas.

"La Comunidad de Madrid puede aplicar continuas bajadas de impuestos porque gasta en educación pública apenas un 2,2% del PIB regional, frente al 5% que se emplea en otras autonomías", ha apostillado.

Por último, considera que esta medida provocará "el inevitable cierre de las Escuelas Infantiles privadas que tengan en su entorno cada uno de los 47 colegios públicos donde se crearán plazas 0-3 años, lo que podría evitarse sustituyendo este proyecto por otro de financiación directa a las familias en centros privados ya consolidados y que cuentas con plazas vacantes".

En la Comunidad de Madrid, el número de centros privados abiertos durante el curso 20/21 fue de 726, que albergaron a 32.073 alumnos y cerca de 30.000 trabajadores, de los cuales 21.215 fueron docentes.