fbpx

La Consejería de Sanidad y los sindicatos se citan para evitar la huelga por las urgencias extrahospitalarias

La Consejería de Sanidad y los sindicatos se citan para evitar la huelga por las urgencias extrahospitalarias





La Consejería de Sanidad y el comité de huelga se reunirán este lunes para darse una última oportunidad para un acuerdo que evite el parón indefinido convocado para mañana en protesta por las condiciones laborales que el nuevo modelo de atención de urgencias extrahospitalarias.

Una cita que tendrá lugar a partir de las 13 horas y en la que se abordará la última propuesta planteada por el departamento que dirige Enrique Ruiz Escudero sobre el modelo organizativo y retributivo para estos dispositivos y los 698 profesionales sanitarios que pasarán a atender los nuevos centros de atención 24 horas y las alegaciones presentadas por el comité de huelga.

A pesar de que ambas partes han hablado en los últimos días de avances, la convocatoria de huelga indefinida a partir de las 8 hora de este martes por parte de las cinco organizaciones sindicales presentes en la Mesa Sectorial de Sanidad (CC.OO., UGT, CSIT Unión Profesional, Amyts y Satse) sigue en pie.

Están llamados a la huelga 228 facultativos, 270 enfermeras y 200 celadores de los Servicios de Atención Rural (SAR) y de los Servicios de Urgencias de Atención Primaria (SUAP) afectados por la reorganización. En concreto, se trata de 552 profesionales de Atención Primaria (212 médicos, 184 enfermeras y 156 celadores) y 146 del Summa 112 (16 facultativos, 86 enfermeras y 44 celadores).

El último encuentro entre ambas partes tuvo lugar el pasado jueves, en una reunión que terminó sin acuerdo sobre los servicios mínimos, que la Comunidad fijó en un 100 por 100 en los Servicios de Atención Rural y de un médico y dos enfermeras de los antiguos SUAP trasladados en el Hospital Enfermera Isabel Zendal.

En cualquier caso, la Consejería se comprometió a atender una de las demandas del comité de huelga para hacer llegar una propuesta por escrito sobre el nuevo modelo, que ha sido estudiada por los sindicatos y a la que han presentado mejoras.

En la misma, en la que se recoge por escrito la información facilitada en las distintas reuniones extraordinarias de la Mesa de Sanidad para abordar esta cuestión, se incluye como novedad, según fuentes sindicales, el importe de retribuciones de la hora de guardia.

De cara a la cita de este lunes, el viceconsejero de Asistencia Sanitaria y salud Pública, Fernando Prados, ha subrayado este jueves que hay una buena disposición por parte de los sindicatos para negociar un acuerdo, a pesar de que el anuncio de la presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso, sobre el nuevo modelo durante el Pleno de la Asamblea de Madrid no gustó a los sindicatos, que lo recibieron con escepticismo y pusieron en duda su viabilidad.

APERTURA A PARTIR DEL JUEVES

En concreto, la última propuesta del Ejecutivo madrileño para la atención de la urgencia extrahospitalaria pasa por la apertura a partir del jueves, día 27, de 80 centros de atención 24 horas.

Esto supone recuperar los 37 Servicios de Urgencias de Atención Primaria (SUAP) que funcionaban antes de la pandemia y mantener los 40 los 40 Servicios de Atención Rural (SARI, el Punto de Atención Continuada (PAC) de Fuencarral, así como el Centro de Urgencias Extrahospitalarias (CUE) de El Molar y la Casa de Socorro de Alcalá de Henares.

Estos recursos dependerían directamente de Dirección General de Atención Primaria -excepto el CUE de El Molar, que seguiría dependiendo del Summa 112-- y estarían dotados de médico, enfermera y celador, siendo de 2 de enfermería cuando haya refuerzo.

De esta forma, las urgencias en la región estarán cubiertas en estos 80 puntos, en los 27 servicios de urgencia hospitalaria de la región y en las 19 Unidades de Atención Domiciliaria (UAD), atendidas por personas del Summa 112, que dejan de ser provisionales y quedarán fijas en la nueva reorganización.

Estos centros 24 horas tendrán un horario de 15 a 8 horas en centros donde no hay Atención Primaria en turno de tarde y de 17 a 8 horas en aquellos en los que cierra a las 21 horas de lunes a viernes y las 24 horas durante los fines de semana y festivos, y se reforzará el servicio en casos de mayor demanda.

Este cambio de modelo implicaría que se abrirá el mismo número de puntos con la mitad de personal, pasando de 360 a 210. El personal que trabajará en estos servicios saldrá de los antiguos SUAPs, personal del Summa 112 que no desempeñe sus labores en las UAD, mientras que la otra parte, la más numerosa, de los SAR.

En cuanto a la jornada, en líneas generales será de lunes a domingo, correspondiendo un fin de semana alterno al mes, para un total de 1642.5 horas, frente a las 1.536 horas anuales actuales, es decir, 106,5 más al año.

Desde la Consejería de Sanidad han subrayado que con el nuevo modelo los profesionales sanitarios de los SAR pasarían a hacer una jornada ordinaria de 1.642,5 horas anuales, 37,5 horas semanales, exactamente la misma que están haciendo el resto de profesionales del Servicio Madrileño de Salud (Sermas).

La jornada ordinaria se completará con una jornada complementaria. De este modo, la atención continuada no cubierta por los profesionales de los PAC se ofertará, con carácter voluntario, al resto de 13.600 profesionales de Atención Primaria, que hasta ahora no tenían la posibilidad de hacer guardias para aumentar sus nóminas.

FALTA DE PROFESIONALES

Frente a unos sindicatos que advierten de la dificultad de cubrir todo el horario sin llevar a cabo nuevas contrataciones, en la Consejería recalcan que la posibilidad de hacer guardias es una reivindicación histórica de los trabajadores de Atención Primaria, por lo que creen que funcionará el criterio de voluntariedad.

Con carácter temporal y provisional llevarán a cabo una asignación desde AP y Summa 112, teniendo en cuenta el baremo e intentando ser coincidente con profesionales, tratando de respetar lo más posible la ubicación de antiguos SAR y antiguos SUAP --de forma que si hay que adscribir a otros profesionales se hará en función de la antigüedad--.

En cambio, los sindicatos denuncian que el nuevo modelo supone aumentar la jornada laboral en más de 100 horas anuales, la modificación radical de sus turnos de trabajo y una "previsible minoración de sus retribuciones", así como la intención de asignar los profesionales de los CIAS (Código de Identificación de Asistencia Sanitaria) a la AP, entre otras cuestiones.

En este sentido, las organizaciones sindicales reclaman mantener a los SAR con sus actuales condiciones laborales (que incluyan jornada, adscripción geográfica y funcional, estando abiertos a establecer proceso de negociación de buena fe sobre mejoras laborales, negociación de horarios y actualización normativa) y copiando este modelo en los 37 centros asistenciales transferidos del Summa 112.

Respecto a estos últimos, se pide que se les ofrezca la posibilidad a los profesionales del Summa 112 que previamente a la pandemia ejercieran sus funciones en los SUAP --no únicamente los que fueron desplazados al Zendal-- la posibilidad de adscripción a los nuevos puntos de atención, con las condiciones del punto anterior, y siempre de forma voluntaria. Esta integración voluntaria lo será a todos los efectos, pasando a ser profesionales de Atención Primaria con destino en el SAR/SUAP y sujetos a los mismos derechos, incluido el del traslado voluntario.

El compromiso de la Consejería es llevar a cabo la apertura de estos puntos el próximo jueves y espera hacerlo con la huelga ya desconvocada. En cualquier caso, avisan que se analizará el uso y frecuencia de estos dispositivos -que atendían más de 700.000 urgencias antes de la pandemia-- para valorar modificaciones sobre apertura, cierre o refuerzos necesarios en los mismos.