Omella se despide como presidente de la Conferencia Episcopal

Omella se despide como presidente de la Conferencia Episcopal

Pide mirar adelante dejando "el pasado en manos de Dios"


Si no te convence, ¡darse de baja es un clic!
Estoy de acuerdo con los Términos y condiciones y los Política de privacidad




El todavía presidente de la Conferencia Episcopal Española (CEE) y cardenal arzobispo de Barcelona, Juan José Omella, ha inaugurado este lunes la 124ª Asamblea Plenaria de primavera en la que será elegido el nuevo presidente llamando a la comunión de los obispos, un término que ha pronunciado hasta 16 veces en su alocución.

"Transformar este valle de lágrimas en un jardín de Dios es una tarea preciosa; una misión que solo podremos llevar a cabo si caminamos unidos a Dios y en comunión los unos con los otros", ha dicho. En este sentido, ha recalcado que no hay que olvidar "nunca" que la misión le pertenece a Dios y que los obispos solo son sus colaboradores más directos, llamados a trabajar en comunión con Él y entre ellos.

"Ruego a Dios que los trabajos de estos días nos ayuden a vivir estrechamente la comunión; y que nos permitan seguir anunciando la Buena Nueva con esperanza, humildad, valentía y alegría", ha añadido Omella que ha citado nueve veces al san Juan Pablo II, ocho a Francisco y dos a Benedicto XVI pero cuando era el cardenal Ratzinger.

"Miremos adelante dejando el pasado en manos de Dios. Por eso pido que disculpéis mis errores y sigamos avanzado unidos en el camino que nos lleva a las Pascua definitiva", ha señalado Omella en el discurso inicial en el que, citando a san Juan Pablo II, ha apuntado que "viviendo la comunión episcopal, cada Obispo ha de sentir como propias las dificultades y los sufrimientos de sus hermanos en el episcopado".

En la misma línea, y volviendo a cita a Wojtyla, ha recalcado que "para un obispo, cultivar una espiritualidad de comunión quiere decir también alimentar la comunión con el Romano Pontífice y con los demás hermanos obispos, especialmente dentro de la misma Conferencia Episcopal y Provincia eclesiástica".

Esta semana un total de 49 obispos españoles optan a ser elegidos nuevo presidente de la Conferencia Episcopal Española en la votación que tendrá lugar durante la 124 Asamblea Plenaria de Primavera, adelantada a marzo -del 4 al 8- en lugar de abril como es costumbre cuando hay que renovar los cargos de los órganos de Gobierno de la CEE. El prelado elegido sustituirá al cardenal arzobispo de Barcelona, Juan José Omella, que no puede ser reelegido por cuestión de edad.

"Caminemos sin prisa, siempre unidos, cohesionados mirando hacia adelante. San Pablo, como también nos ha dicho Jesús, nos invita a no mirar atrás, sino siempre adelante", ha manifestado Omella, que también ha pedido a los prelados que disculpen sus errores.

También ha dado las gracias a todos los obispos y a todo el personal que trabaja en la Conferencia Episcopal Española por su "apoyo, colaboración y comprensión" durante sus cuatro años de servicio. "Ha sido una bella etapa en el camino que hacemos juntos hacia la meta, en la que nos espera un premio impresionante", ha precisado.

Más que correr, el cardenal arzobispo de Barcelona, ha explicado que prefiere "suavizar la impulsividad de san Pablo y decir: "Caminamos hacia la meta".

"Porque, si echáramos a correr, seguramente nos podríamos dejar a mucha gente por el camino. Caminamos pues juntos, sinodalmente, guiados por el Espíritu Santo que inspira y conduce a la gran familia de la Iglesia, y que habla a todos los fieles que permanecen unidos en oración. Solo seremos creíbles si vivimos esa comunión que nace del Espíritu santo", ha dicho.

Con la ayuda de Dios, Omella ha apostado por seguir "despertando en los fieles laicos" la vocación recibida del Señor: "Id, pues, y haced discípulos a todos los pueblos, bautizándolos en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo; enseñándoles a guardar todo lo que os he mandado. Y sabed que yo estoy con vosotros todos los días, hasta el final de los tiempos".

NO SOLO LOS CREYENTES

En este sentido, ha recordado a los prelados que el Señor les ha confiado a todo el pueblo de Dios y no solo a unos pocos, o solo a los creyentes. "Todas las personas, sean de la religión o la cultura que sean, son llamadas por la Santísima Trinidad a alcanzar la meta y a ganar el premio que Dios nos ha revelado por medio de Jesucristo", ha subrayado.

Durante estos años de presidencia de la Conferencia Episcopal Española, Omella ha recordado que en sus discursos inaugurales ha tratado de "compartir una mirada reflexiva de la realidad, animando a trabajar juntos para construir, entre todos, una sociedad más libre, más justa, más en paz".

No obstante, al llegar al término de su mandato y pasar el relevo a su sucesor, ha querido dirigir su mirada preferentemente a la vida de pastores de la Iglesia de los obispos.

En este punto, ha destacado que la Asamblea Plenaria se inicia en medio de la Cuaresma que, como recuerda el Papa Francisco en su mensaje de este año, "es el tiempo de gracia en el que el desierto vuelve a ser el lugar del primer amor". "Y es en el desierto donde descubrimos privilegiadamente al Dios que educa a su pueblo para que abandone sus esclavitudes y experimente el paso de la muerte a la vida", ha concretado.

"Pero, lamentablemente, persiste en el mundo el clamor de tantos hermanos oprimidos. Por eso, el Papa nos hace reflexionar y preguntarnos si ese grito nos llega, si realmente nos conmueve", ha agregado.

Los obispos, en sus palabras, han sido particularmente llamados por Cristo a ser portadores de la esperanza y la sanación "en un mundo 'herido', que sufre ante la violencia, la polarización y la desigualdad". Consciente de esta esperanza que ansía el mundo, el Papa Francisco ha convocado el Jubileo del 2025 bajo el lema 'Peregrinos de esperanza'.

Asimismo, ha indicado que la Conferencia Episcopal Española, a través de la biblioteca de Autores Cristianos (BAC), está colaborando con el Dicasterio para la Evangelización en la edición y la difusión de la colección de ocho volúmenes que lleva por título 'Apuntes sobre la oración'.

"Otro instrumento que nos puede ayudar a crecer en nuestra vida de oración es la meditación de las 38 catequesis impartidas por el Papa Francisco desde el 6 de mayo de 2020 al 16 de junio de 2021. Estas catequesis toman en consideración diversos momentos de la oración y pueden ser releídas tomando de ellas sugerencias útiles y preciosas", ha añadido Omella.

Durante su discurso, el todavía presidente de la Conferencia Episcopal Española ha apostado por "proceder con generosidad y resolución colegial" a la reforma de los Seminarios.

"La calidad humana, evangélica y pastoral de nuestros presbíteros marcará la guía y el aliento de nuestras comunidades cristianas que luchan por apostar por las bienaventuranzas como el verdadero camino del amor cristiano y humano. Ningún motivo puede distraernos de esta empresa, que no podremos llevar a puerto sino desde el dilato horizonte del bien común", ha apostillado Omella.

Escribir un comentario

Enviar

Publish the Menu module to "offcanvas" position. Here you can publish other modules as well.