Aprobada la subida del SMI a 1.134 euros al mes con efectos desde el 1 de enero

Aprobada la subida del SMI a 1.134 euros al mes con efectos desde el 1 de enero

Díaz subraya que seguirá subiendo el SMI y también el resto de salarios a través de la reducción de la jornada


Si no te convence, ¡darse de baja es un clic!
Estoy de acuerdo con los Términos y condiciones y los Política de privacidad




El Consejo de Ministros ha aprobado este martes la subida del salario mínimo inteprofesional (SMI) para 2024 en un 5%, desde los 1.080 euros mensuales por catorce pagas hasta los 1.134 euros. Esta subida se aplicará con efectos retroactivos desde el 1 de enero de 2024.

Este incremento del SMI responde al acuerdo que alcanzaron a mediados de enero el Ministerio de Trabajo y CCOO y UGT, sin el concurso de las organizaciones empresariales CEOE y Cepyme, que decidieron no apoyarlo porque no se atendieron sus demandas de indexar el SMI a los contratos públicos y de establecer bonificaciones para el sector del campo.

Esta subida del SMI beneficiará a más de 2,5 millones de personas, el equivalente a uno de cada siete asalariados, de los que un tercio serán mujeres y jóvenes. De hecho, el perfil tipo del perceptor de esta renta mínima es mujer, joven, con contrato temporal y que trabaja en sectores como el comercio, la hostelería o en los sectores agroalimentarios.

"Hoy España es un país mejor", ha señalado la vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, que ha instado, no obstante, a seguir subiendo los salarios en España para recortar la brecha con las medias salariales europeas.

"España tiene una distancia a día de hoy de 19 puntos con las medias salariales europeas. Quiere ello decir que tenemos que hacer un esfuerzo colectivo como país para seguir incrementando los salarios en nuestro país, no solamente el salario mínimo, sino el salario de las gentes trabajadoras de España", ha defendido Díaz en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

Desde que se inició la senda ascendente del SMI, esta renta mínima se ha revalorizado un 54% (398 euros más), lo que ha contribuido a reducir la pobreza salarial en un 25%. "Percibir 398 euros al mes más en las economías domésticas es un paso de gigante en un país de rentas salariales moderadas", ha enfatizado la ministra.

La ministra ha dejado claro que el Gobierno continuará subiendo el SMI y también el resto de salarios a través "de una de las medidas más eficaces para ello, la reducción de la jornada laboral sin reducción salarial".

"La no reducción salarial en cómputo semanal es lo que va a permitir que sigamos subiendo, tirando hacia arriba de los salarios en nuestro país", ha apuntado la vicepresidenta segunda.

Díaz ha denunciado que en España existen "injusticias" en términos de rentas y ha vuelto a criticar las diferencias salariales entre directivos y asalariados. "Hay casos extremos en los que la distancia es de 200 veces, lo que indica que tenemos un debate importante en términos democráticos en nuestro país acerca de las retribuciones en los consejos de Administración y, por supuesto, de la banca, y de las distancias que hay con las rentas de los asalariados", ha subrayado. HACIENDA ELEVA EL MÍNIMO EXENTO EN EL IRPF POR LA SUBIDA DEL SMI

Como consecuencia de la subida del SMI para 2024, el Gobierno ha aprobado al mismo tiempo elevar el mínimo exento en el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) en 2024 desde los 15.000 euros hasta los 15.876 euros, cifra equivalente al SMI anual, según ha detallado la vicepresidenta primera del Gobierno y ministra de Hacienda, María Jesús Montero, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

De este modo, el salario mínimo interprofesional no queda sujeto a retención dado que el mínimo exento se situará en la misma cuantía anual que el SMI. Así, se evita que los contribuyentes afectados soporten retención o ingreso a cuenta.

Igualmente, con la finalidad de evitar el correspondiente "error de salto", la medida se extiende a contribuyentes con rendimiento netos del trabajo de hasta 19.747,5 euros anuales, los cuales verán reducidas sus retenciones o ingresos a cuenta.

Así, los salarios próximos a dicho salario mínimo interprofesional también se ven afectados por la mejora en la reducción a practicar a tal efecto, ya que en caso contrario se produciría "un claro error de salto" y tendrían que pagar retenciones mucho más elevadas.

Según los cálculos de Hacienda, este aumento del mínimo exento y la rebaja de retención de salarios cercanos al mismo tendrá un impacto recaudatorio en términos de caja de 1.385 millones de euros, aunque dada la naturaleza del IRPF como tributo parcialmente cedido a las administraciones territoriales, se distribuiría entre estas y la Administración General del Estado.

Esta normativa sobre el cambio en las retenciones en el IRPF que implicará el aumento del mínimo exento se ha aprobado también este martes en el Consejo de Ministros.

En concreto, Montero ha explicado que lo que se ha hecho en el Consejo de Ministros es modificar el reglamento del IRPF a la espera de incluir el cambio legal en la regulación de este impuesto en el proyecto de Presupuestos, todo ello con el objetivo de que no se le practiquen a los trabajadores retenciones que no corresponderían.

"Es por ello que aprobamos esta modificación del Reglamento que supone una rebaja fiscal para rentas inferiores a 20.000 euros y que implicará que los trabajadores que cobren el SMI no sufra ninguna retención", ha dicho Montero.

La modificación del reglamento del IRPF eleva los ingresos sin retención al SMI, pero en función de si el contribuyente está casado o tiene hijos, el mínimo exento de retención se incrementa. Por ejemplo, para un contribuyente casado, y no separado legalmente, cuyo cónyuge obtenga rentas superiores a 1.500 euros, excluidas las exentas, con un hijo el mínimo exento será de 16.342 euros y con dos o más hijos, de 16.867 euros.

El mínimo exento para un contribuyente soltero, viudo, divorciado o separado legalmente con un hijo será de 17.644 euros y con dos hijos o más, de 18.694 euros.

En el caso de un contribuyente sin hijos cuyo cónyuge no obtenga rentas superiores a 1.500 euros anuales, excluidas las exentas, el mínimo será de 17.197 euros. Si tiene un hijo, el mínimo sería de 18.130 euros y si tiene dos hijos o más será de 19.262 euros.

De acuerdo con los cálculos de Montero, se estima que esta modificación en el Reglamento del Impuesto sobre las Personas Físicas beneficiará a algo más de 5,2 millones de contribuyentes que se ahorrarán en 2024 un total de 1.385 millones de euros.

"Esto se traduce en que, por supuesto, las rentas bajas y medianas pagan y pagarán menos impuestos con este Gobierno que los que pagaron con el Partido Popular", ha defendido Montero.

Escribir un comentario

Enviar

Publish the Menu module to "offcanvas" position. Here you can publish other modules as well.