Conocer Madrid: Los Jardines de Sabatini

Conocer Madrid: Los Jardines de Sabatini

Los Jardines de Sabatini están situados frente a la fachada norte del Palacio Real de Madrid, entre la Cuesta de San Vicente y la calle Bailén.

Ocupan una superficie de 2,66 hectáreas. Estos jardines fueron construidos en la década de 1930 tras la proclamación de la Segunda República, en el solar que ocupaban las caballerizas reales construidas en el siglo XVIII por Francesco Sabatini anexas al palacio.


Estoy de acuerdo con los Términos y condiciones y los Política de privacidad




El gobierno de la República ordenó la confiscación de varios bienes del patrimonio real, entre ellos éste, y lo entregó al Ayuntamiento de Madrid para poder levantar un parque público. El proyecto fue encargado al arquitecto maño Fernando García Mercadal después de resultar ganador en un concurso público.

En 1933 se inició el derribo de los edificios colindantes y la construcción de los jardines, que se terminaron a finales de la década de 1970. Fueron abiertos al público en 1978 por el rey actualmente emérito, Juan Carlos I.

Los jardines tienen un estilo formal neoclásico, que consiste en setos bien recortados, en patrones geométricos simétricos, decorados con un estanque, fuentes y estatuas, con árboles también dispuestos en forma geométrica simétrica.

Las estatuas son las de los reyes españoles, originalmente pensadas para decorar un jardín del palacio contiguo. El conjunto es un rincón tranquilo y apacible para observar el palacio. En 1972 se reformaron los jardines, construyéndose la monumental escalinata.

Francesco Sabatinifue un arquitecto italiano que desarrolló la mayor parte de su carrera profesional en España al servicio de la Casa Real. Su estilo, que ha sido calificado como clasista cosmopolita y que responde a su aprendizaje en Roma con Luigi Vanvitelli y Ferdinando fuga,es identificable con la transición entre la arquitectura barroca y la neoclásica.

Tiene un fuerte componente clasicista que, a pesar de su interés por el estudio de las ruinas romanas, se acerca más a la arquitectura renacentista que a los rasgos puros de la época posterior , representada por Juan de Villanueva.

Cuando Carlos III ascendió al trono español, lo convocó a Madrid en 1760, por encima de los arquitectos españoles más destacados de la época. Fue nombrado Mayor de Reales Obras, con el grado de Teniente Coronel del Cuerpo de Ingenieros, al tiempo que fue designado Doctor Honoris Causa por la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando.

La mayor parte de sus obras al servicio del rey consisten en ampliaciones y remodelaciones de edificios existentes, como el Palacio Real de Madrid.

Escribir un comentario

Enviar

Publish the Menu module to "offcanvas" position. Here you can publish other modules as well.