fbpx

Falomir, director del Museo del Prado: "Ni siquiera un policía por cada visitante impediría un ataque a una obra"

Falomir, director del Museo del Prado:





El director del Museo del Prado, Miguel Falomir, ha asegurado este jueves 10 de noviembre que el acto vandálico que tuvo lugar en la pinacoteca el pasado fin de semana en la sala de las Majas de Goya "no se podría impedir ni con un policía por cada visitante".

"Nada hay más fácil que atentar contra una obra. Los museos no deben de ser fortalezas sino sitios de cultura y nosotros haremos todo lo posible, pero el riesgo cero no existe", ha reiterado Falomir al ser preguntado por las medidas de seguridad durante la presentación del proyecto 'Prado Extendido'.

El director del Prado ha explicado que la seguridad del museo se ha visto "intensificada" con la reciente ola de ataques de activistas, pero reconociendo que "si hay voluntad, es imposible pararlo". Por ejemplo, en el caso del último acto vandálico, ha aclarado que no fallaron los controles de detección de metales, solo que los autores utilizaron recipientes de plástico.

Además, ha defendido la labor de los vigilantes de sala. "En algún lado se ha recriminado su actitud pasiva, pero es que los mal llamados vigilantes de sala son auxiliares y tienen expresamente prohibido y no están autorizados al uso de la fuerza", ha añadido.

En esta misma línea, el ministro de Cultura y deporte, Miquel Iceta, ha felicitado al Prado por "su reacción y la agilidad con la que resolvió el conflicto". Además, ha criticado este tipo de protestas. "Hay muchas maneras de reivindicar sin poner en riesgo lo que es de todos e, incluso, sin dañar a la causa que defiendes", ha apuntado.

REAPERTURA DE SALAS

Por otro lado, al ser preguntado por el cierre de salas en algunos museos como el Arqueológico o el Reina Sofía por falta de persona, Iceta ha adelantado que se está "haciendo un esfuerzo muy grande" en nuevas contrataciones y, precisamente, la próxima semana se abrirá la sala de Egipto en el MAN.

"Realmente el esfuerzo que se está haciendo de crecimiento de personal es importante, pero son museos muy grandes con mucha obra y requieren de dotación de personal. Además, se trata de puestos con una movilidad muy grande y luego los vigilantes optan a otras plazas, pero estamos satisfechos del esfuerzo realizado", ha concluido.