fbpx

La vendimia se adelanta en Madrid por la falta de agua y altas temperaturas, pero se espera una "buena producción"

1x1
La vendimia se adelanta en Madrid por la falta de agua y altas temperaturas, pero se espera una

Agricultores del sector vitivinícola madrileño han adelantado la vendimia a finales de este mes de agosto y principios de septiembre a causa de las altas temperaturas y de la sequía, y han alertado del peligro que corren las cosechas del año que viene.

En la bodega 'Las Moradas de San Martín', situada en la localidad de San Martín de Valdeiglesias, la recolecta de la uva garnacha ha comenzado unos días antes de lo previsto.

En declaraciones Televisión, el ingeniero agrónomo, Alejandro Carreras, ha explicado que este tipo de uva se recoge entre la última semana de agosto y la primera de septiembre. "Este año se ha adelantado 10 días debido a la sequía y al calor que hace desde junio", ha añadido.

"La uva está más pequeña este año, estamos viendo que las modificaciones están siendo muy heterogéneas, depende de la zona, hay alguna que ya está para recoger, otra algo verde y alguna se puede pasificar", ha afirmado Carrera.

Pese al adelanto de la recolecta, el ingeniero agrónomo está satisfecho con la cantidad de uva que esperan recoger. "Hay buena producción, pensábamos que iban a ser menos kilos. Está todo muy sano, como no ha llovido, no hay humedad y no hay nada de enfermedades", ha asegurado.

Desde Asaja Madrid venían advirtiendo que recoger la cosecha antes de tiempo podría suponer una perdida de kilos, aunque no se reduzca la calidad. "Se van a perder kilos para agricultores y bodegueros", y alertaban de que el olivar también se adelantará seguramente debido a la sequía, porque no tiene suficiente agua.

En total hay viñedos en unas 25 hectáreas y prevén recoger unos 60.000 kilos durante dos semanas aproximadamente. Con el adelanto de la vendimia, también han modificado el horario para comenzar las jornadas, que comienzan antes del amanecer para evitar las altas temperaturas.

"Que yo recuerde, la uva garnacha --una de las uvas de vino tinto que más se cultiva y que produce vinos afrutados-- es la primera vez que se vendimia tan pronto", ha asegurado Francisco, uno de los recolectores.

Por su parte, la enóloga y viticultora, Isabel Galindo, ha explicado el procesado de la uva. "Trabajamos todo en ecológico, respetando al máximo el viñedo en secano y dando la calidad a la uva, que luego va a pasar al vino", ha afirmado.