fbpx

Una visita al Teatro Real con un desayuno saludable para despedir a los acompañantes

Una visita al Teatro Real con un desayuno saludable para despedir a los acompañantes

Las acompañantes de los mandatarios de la cumbre de la OTAN han cerrado este jueves su programa de actividades con una visita al Teatro Real, donde han visto parte del ensayo de la ópera “Nabucco”, y han degustado un desayuno saludable con zumos, frutas y una selección de tostadas con los aceites que han probado en una cata.

La reina Letizia, acompañada por Begoña Gómez, esposa del jefe del Gobierno, Pedro Sánchez, ha ejercido de anfitriona del grupo, del que ha formado parte Brigitte Macron, esposa del presidente francés, pero no la primera dama de Estados Unidos, Jill Biden, quien ya se ha marchado de Madrid.

A la cita han acudido las parejas de los gobernantes de Albania, Bélgica, Croacia, Letonia, Lituania, Montenegro, Macedonia del Norte, Polonia, Chipre y Australia.

También los maridos del primer ministro de Luxemburgo y el de la presidenta de Eslovaquia, y la esposa del secretario general de la OTAN.

El presidente del Teatro Real, Gregorio Marañón, ha dado la bienvenida a los acompañantes, quienes se han dirigido al escenario para hacerse una fotografía de grupo.

Antes de recorrer el edificio, el grupo, a iniciativa del Ministerio de Agricultura, ha participado en el Salón Falla en una cata guiada de los tres aceites de oliva virgen extra galardonados en la última edición de los premios “Alimentos de España”, dos de ellos de Córdoba y otro de Albacete.

Conocida la teoría sobre las bondades del aceite, han disfrutado de un desayuno saludable con productos nacionales de temporada y proximidad para promocionar la dieta mediterránea, patrimonio cultural inmaterial de la humanidad.

Zumos naturales, frutas de temporadas y una selección de tostadas con los propios aceites probados en la cata han compuesto la degustación, asimismo de una selección de quesos y un crujiente de anchoa del Cantábrico.

Concluida la parte gastronómica, han visitado los talleres de sastrería y de caracterización, donde trabajan en la confección de las pelucas, cosidas pelo a pelo, y del vestuario para la ópera “Nabucco”.

Desde los palcos de platea, las consortes han seguido durante unos minutos al ensayo del coro del tercer acto de la obra maestra de Giuseppe Verdi, que la próxima semana vuelve al Teatro Real después de 151 años.

También han tenido ocasión de ver en directo a Kiki Morente, quien ha interpretado una seguidilla de su padre, Enrique Morente, como muestra de su cante.

El Gobierno ha escogido el Teatro Real como parte de las actividades de las parejas de los gobernantes para poner en valor el peso que tiene la primera institución cultural de las artes escénicas y de la música y uno de los referentes culturales del país.

La visita al coliseo madrileño, que se ha prolongado durante dos horas, pone el punto final a la agenda paralela de los acompañantes de los jefes de Estado y de Gobierno de la Alianza Atlántica, que comenzó este miércoles en el Real Sitio de La Granja de San Ildefonso (Segovia) y prosiguió en el Museo Reina Sofía, donde contemplaron el “Guernica” de Picasso.