fbpx

Diego Lozano, consejero delegado de EMVS, defiende que los controles hacen "imposible" contratar detectives

1x1
Diego Lozano, consejero delegado de EMVS, defiende que los controles hacen

El consejero delegado de la Empresa Municipal de la vivienda y Suelo (EMVS) del Ayuntamiento de Madrid, Diego Lozano, ha aseverado este lunes que los múltiples controles sobre los diferentes contratos de la empresa pública hacen "imposible" que se hubiera llegado a contratar detectives para el espionaje de la presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso.

"Que se contrate un servicio de estas características es imposible", ha manifestado Lozano a preguntas del portavoz de Vox en la comisión, Pedro Fernández, durante la primera sesión de la comisión de investigación que durará hasta el mes de mayo.

Lozano ha explicado que los contratos pasan por hasta "15 manos" antes de llegar a él, por lo que aunque "se hubiera querido, no se hubiera podido". "Nadie que conozca el funcionamiento de la EMVS puede hacerlo", ha lanzado, para añadir a continuación que "los controles en la EMVS son muy rigurosos" y que "los contratos los decide un director, su equipo, junto a una memoria económica e informe jurídico".

"Si se hubiera intentado contratar ese servicio, no hubiera pasado del primer control, porque es imposible que se pueda justificar. No hubiera tardado, y las alarmas hubieran saltado a los cinco minutos", ha expresado a renglón seguido.

Además, ha relatado cómo se gestionan las facturas en la empresa pública. "Cuando entra una factura va al Registro, si no, ni siquiera de tramita. Luego va a un departamento, y el técnico de ese servico, la valida. Depués llega a la jefa de departamento, que la valida por segunda vez, y en última instancia a la directora financiera, y luego se envía al Departamento de Contabilidad. Por último se hace una factura, y la lista de facturas senvía al banco", ha detallado.

A preguntas de la portavoz socialista en Cibeles, Mar Espinar, Lozano ha negado que el delegado de Medio Ambiente y Movilidad, Borja Carabante, acudiera a interrogar al exdirector de Comunicación de la empresa pública, David Fernández.

Sobre la presencia de Carabante tras una reunión del área de Vivienda el 12 de enero, en la que tuvo conocimiento por primera vez de este "rumor", Lozano ha justificado la presencia del titular de Medio Ambiente porque "tenía amistad con González (presidente de EMVS) y quería estar presente en esa reunión".