fbpx

España quiere cambiar el sistema de vigilancia del covid tras la sexta ola

España quiere cambiar el sistema de vigilancia del covid tras la sexta ola

El Ministerio de Sanidad está decidido a dar pasos hacia un cambio en el sistema de conteo y análisis del coronavirus una vez pase la sexta ola, porque entiende que la pandemia entra en un "nuevo estadio" y hay que adaptar los recursos que se dedican a su lucha.

La Ministra de Sanidad, Carolina Darias, así lo ha explicado este miércoles en una rueda de prensa ofrecida tras presidir el Consejo Interterritorial de salud que reúne a los responsables de Sanidad de las comunidades autónomas, quienes, según ha asegurado, han apoyado esta propuesta.

"Hoy han sido bastantes las voces que estaban pidiendo esta nueva métrica", ha dicho la ministra, que ha abogado porque se abran ya nuevas expectativas, pese a que ayer mismo la Organización Mundial de la Salud (OMS) pidió cautela y no tratar al coronavirus como una endemia.

Si el presidente del Gobierno apuntaba a principios de esta semana que España quiere abrir este debate a nivel europeo, la ministra ha señalado una fecha para el cambio: "Tenemos que ser capaces de anticipar nuevos escenarios... Tenemos que empezar a valorar la adaptación a un nuevo sistema una vez superada esta sexta ola, nunca antes".

Algunas comunidades, ha apuntado la ministra, ya tienen en marcha un modelo de control similar al que se quiere adaptar. El Gobierno pretende realizar un cambio progresivo desde un sistema de vigilancia emergente a otro de vigilancia centinela y prepara ahora, ha dicho Darias, una "transición que va a ser compleja".

Ha subrayado la necesidad de ir de la mano de la ponencia de alertas, de las comunidades autónomas, y de los expertos. Preguntada al respecto, no ha aclarado qué apoyos ha encontrado entre los ministros de otros países del entorno pero sí ha mantenido que sus colegas comparten "la necesidad de ver nuevos horizontes".

"Queremos prepararnos para escenarios futuros que no están tan lejanos", ha señalado Darias en un discurso que apunta hacia el final de una pandemia y la entrada en una situación de "endemia", palabras que ha pronunciado "con toda la cautela".

Pese a que la incidencia acumulada del covid supera ya los 3.000 contagios por cada 100.000 habitantes, Darias ha subrayado que "resulta evidente" que esta sexta ola no es igual a las anteriores, en primer lugar por las altas cotas de vacunación de nuestro país y también por las características más leves de la variante ómicron.

Tras observar que la incidencia es desigual entre las comunidades, Darias ha señalado que la ocupación de los hospitales era ayer del 13,5 % y del 23 % en de las ucis, cifras que no superan lo observado en la tercera ola de esta pandemia hace un año, a pesar de que la transmisión es en este momento es tres veces superior y ha creado una sobrecarga en el sistema sanitario.

De hecho, el Ministerio de Sanidad pronostica que los datos de ocupación de las ucis se quedarán esta vez por debajo de los de la tercera ola. Además, ha apuntado a que en la última semana se ha observado una ralentización en el aumento de los contagios.

Además de hacer un llamamiento a la vacunación de las mujeres embarazadas, Darias ha confirmado que la Comisión de Salud Pública abordará mañana la necesidad de seguir avanzando con la administración de la dosis de refuerzo a nuevos grupos, preguntada sobre si se iniciará para los mayores de 30.

También este jueves la Comisión Interministerial de los Precios de los Medicamentos, órgano colegiado del Ministerio de Sanidad del que forman parte otros ministerios y las comunidades autónomas, limitará el precio máximo de los test de autodiagnóstico de antígenos, que será, según ha dicho la ministra, "el más asequible posible".

En la reunión de este miércoles, las comunidades autónomas han abordado los cambios que están implantando para tramitar las bajas ante el colapso de la Atención Primaria.

Tras las quejas de la Comunidad de Madrid que pide un cambio normativo, Darias ha asegurado que ya existe la posibilidad de emitir en un mismo acto la baja y el alta por covid, como están haciendo muchas comunidades autónomas.

"Se trata de adaptar un procedimiento informático que corresponde a cada comunidad hacerlo", ha enfatizado la responsable de Sanidad, que también ha recordado que para descargar a la Atención Primaria, algunas autonomías han establecido la participación de la Inspección Médica, lo que simplifica mucho el tramite administrativo.

Las comunidades autónomas buscan agilizar las bajas con planteamientos distintos: por ejemplo, Cataluña, Murcia y la Comunitat Valenciana darán el alta laboral a los enfermos a los siete días de cuarentena de forma programada, y Galicia plantea poder contratar a licenciados y graduados en medicina sin especialidad para atajar el problema.