fbpx

Un espacio degradado de 8.000 m2 transformado en una zona verde y estancial para los vecinos de Fuencarral

Un espacio degradado de 8.000 m2 transformado en una zona verde y estancial para los vecinos de Fuencarral

El Ayuntamiento de Madrid transforma un espacio degradado de 8.000 m2 en una zona verde y estancial para los vecinos de Fuencarral-El Pardo, ha destacado el delegado de Desarrollo Urbano, Mariano Fuentes, que ha visitado el final de las obras, que forman parte de la estrategia 'Madrid, isla de color'.

La parcela, jardines de Palaos, entre las calles de Manuel Villarta e Islas Palaos, incluye zona de juegos infantiles y para mayores y una fuente de agua potable. La actuación ha contado con un presupuesto de más de un millón de euros.

El lugar era hasta ahora una hondonada que impedía la comunicación entre las calles aledañas. A través de esta actuación se ha creado una nueva zona verde, se han ampliado aceras y se ha ejecutado un nuevo tramo de la calle Isla Timor que conecta las calles Islas Palaos con Afueras a San Roque.

Se pone así en valor una parcela que llevará el nombre de jardines de Palaos, cuyo estado en desuso propiciaba el vertido de escombros, basuras y todo tipo de materiales. Esta obra se suma a la decena de espacios renaturalizados dentro de la estrategia 'Madrid isla de color', cuyos objetivos pasan por mejorar el espacio público, contribuir al reequilibrio territorial e impulsar los aspectos que tengan mayor incidencia en la calidad de vida y la habitabilidad de los ciudadanos.