fbpx

El 85% de los pequeños propietarios de vivienda temen tener que iniciar un desahucio

El 85% de los pequeños propietarios de vivienda temen tener que iniciar un desahucio

El 85% de los pequeños propietarios de vivienda temen tener que iniciar un proceso de desahucio de los inquilinos del inmueble, según los datos del informe 'El alquiler y su contexto normativo y de desarrollo', elaborado por la Asociación de Propietarios de viviendas en Alquiler (Asval) y el Salón Inmobiliario de Madrid (SIMA), que se celebrará del 26 al 28 de noviembre.

La otra gran preocupación de los pequeños propietarios es que el inquilino deje de pagar la renta, como señaló el 84% de los 400 propietarios encuestados, ya que para el 40% de ellos esos ingresos son fundamentales para atender las necesidades personales y familiares.

Los propietarios también temen el riesgo de ocupación de las viviendas que tienen en alquiler (80%) y, en menor medida, que ocurran daños en la vivienda, prórrogas forzosas del contrato o que se introduzcan límites a las rentas.

Ante estas situaciones, el 85% considera que el mercado del alquiler tendría más estabilidad si se garantiza que, ante una ocupación ilegal o un impago, el propietario recuperará el control de su vivienda en el menor tiempo posible.

Preguntados por otras medidas para incentivar el mercado del alquiler, el 47% considera positivo contar con avales del Estado para hacer frente a las contingencias provocadas por los inquilinos, mientras que el 24% apuesta por pagar menos impuestos por las rentas del alquiler.

El 97% de los propietarios asegura en esta encuesta que la agilización de los procesos de desahucio ayudaría a incrementar la inversión en alquiler. También se sentirían más seguros si existiera una mayor protección legal ante impagos, retrasos o desperfectos, como apunta el 86% de los encuestados.

8 DE CADA 10, EN CONTRA DE LIMITAR LOS PRECIOS

Además, el 80% se manifiesta en contra de los controles de precios al alquiler para seguir impulsando la oferta en este sector. Para ello, el 65% defiende un incremento del parque de vivienda pública en alquiler como el de precio libre.

Los propietarios encuestados también muestran predisposición para rehabilitar o modernizar las viviendas, y el 48% califica como "bastante o muy importantes" la existencia de subvenciones para poder hacer esas mejoras en los inmuebles. A eso se suma un 39% que pide deducciones fiscales por la rehabilitación de los pisos en alquiler.

PREFERENCIA POR LA COMPRA

El estudio de Asval y SIMA confirma que, en la actualidad, los demandantes de vivienda se decantan por la compra antes que por el alquiler. Esto responde a razones económicas, gracias a la facilidad para acceder a una hipoteca. Además, las cuotas de la hipoteca resultan similares a las del alquiler y muchos ya han conseguido los ahorros suficientes para la entrada de una vivienda.

Aunque el 53% de los 700 demandantes de vivienda encuestados se decanta por la compra, el otro restante se plantearía el alquiler si el importe mensual del alquiler fuera menor que el de la cuota hipotecaría (28%) o si la vivienda en alquiler estuviera en una mejor ubicación, en mejor estado y con mejores calidades.