fbpx

Primer trasplante simultáneo de corazón e hígado en España

Primer trasplante simultáneo de corazón e hígado en España

Madrid, 16 nov.- El Hospital Gregorio Marañón ha realizado, por primera vez en España, un trasplante simultáneo de corazón e hígado a un paciente con cardiopatía congénita, gracias a la coordinación de la Organización Nacional de Trasplantes (ONT).

El enfermo, que no pertenece a la Comunidad de Madrid, presentaba una cirugía de Fontan fracasada, así como un fallo cardíaco y hepático, por lo que su vida corría peligro, indica la Consejería de Sanidad en un comunicado.

En la operación, que duró más de 12 horas e involucró a 30 profesionales sanitarios, primero se trasplantó el corazón y luego el hígado, tras lo cual el paciente pasó a la UCI de la que, en pocos días, fue trasladado a planta de hospitalización y ya ha recibido el alta hospitalaria.

Participaron en la intervención sanitarios del programa de cardiopatías congénitas del adulto, de la unidad de trasplante hepático, el servicio de cirugía general y el banco de sangre, entre otras unidades del Marañón que es Centro de Referencia Nacional (CSUR) en cardiopatías congénitas desde 2010.

Dada la magnitud del proceso, su planificación conllevó la elaboración consensuada de un protocolo multidisciplinar para abordar decisiones rápidas a nivel logístico, médico, quirúrgico, anestésico y de enfermería, añade la nota de prensa.

El paciente había sido sometido previamente a la cirugía de Fontan, para "separar la circulación del cuerpo y de los pulmones" de personas nacidas con un único ventrículo, una intervención compleja que a largo plazo puede afectar al hígado.

Por eso, cuando la situación es grave e irreversible, el único tratamiento viable es el trasplante combinado de corazón e hígado, pero existen pocos centros en el mundo con experiencia en este tipo de cirugías de enorme complejidad.

Todo ello no habría sido posible sin la colaboración y coordinación con el hospital madrileño donde se produjo la donación de órganos, además de la generosidad de la familia del donante.

Se trata de "un hito más en la exitosa historia del trasplante de órganos en España, así como un avance y esperanza" para el tratamiento de adultos con cardiopatías congénitas terminales y fallos secundarios de múltiples órganos vitales.