La Comunidad estima que la cepa delta supone el 10% de los casos pero no cree que traiga más mortalidad u hospitalizados

La Comunidad estima que la cepa delta supone el 10% de los casos pero no cree que traiga más mortalidad u hospitalizados

La Comunidad de Madrid estima que un 10% de los casos identificados en la región corresponden a la cepa delta, antes conocida como variante india, pero ha tranquilizado asegurando que no prevé que esta suponga más mortalidad u hospitalizados.

Así lo ha indicado el viceconsejero de salud Pública y Plan COVID-19, Antonio Zapatero, en la rueda de prensa semanal de análisis de la situación epidemiológica.

Ha explicado que se espera que esta variante se convierta en dominante en la región en unas cuatro semanas, ya que se aprecia que también está retrocediendo al variante alfa, antes conocida como británica.

Teniendo en cuenta los estudios consultados por la Consejería, basándose en la experiencia británica, la presencia de la delta implica un aumento de casos pero, gracias a la vacunación, no implica más hospitalizados o un repunte significativo de las muertes.

Asimismo, ha indicado que las dos mutaciones que tiene implican una mayor transmisibilidad y una disminuida neutralización por anticuerpos, una menor efectividad de las vacunas, pero ha apuntado que esta capacidad sigue siendo muy alta.

De hecho, ha indicado que Pfizer tiene una mayor capacidad que AstraZeneca y que la inmunidad y defensa frente a la variante delta es mucho más alta con personas con la pauta completa. Por ello, ha sacado pecho de la decisión tomada hace unas semanas de adelantar la administración de la segunda dosis de AstraZeneca a las personas mayores de 60 años para poder tenerlos cubiertos antes de que delta sea la dominante.

UNA VARIABLE "MÁS TRANSMISIBLE"

Zapatero ha resumido que la variante delta sería más transmisible --entre un 40-60%--, podría generar más ingresos, el riesgo de letalidad parece más bajo y que será en Europa la cepa dominante en un 70% y a finales de agosto un 90%, según datos recogidos por el viceconsejero del CBC.

A renglón seguido, ha expuesto que los datos con los que cuentan de la cepa india en Madrid responden a hace dos semanas y que, además, en la región hay muy pocas PCR positivas con alta carga viral, requisitos necesarios para hacer una buena secuenciación que permita determinar qué variante es.

"Lo que hay que hacer ante la variante delta es continuar vacunando y no olvidar las medidas de protección de siempre", ha resumido el viceconsejero.