Imputados otros dos responsables de residencias por muertes por coronavirus

Imputados otros dos responsables de residencias por muertes por coronavirus

Dos juzgados madrileños han citado a declarar como investigados por posible homicidio imprudente a dos responsables de residencias de Alcorcón y de Humanes en los que murieron ancianos por coronavirus, de manera que ya son cuatro los imputados como consecuencia de querellas de familiares representados por Marea de Residencias.

Este colectivo ha interpuesto diferentes querellas por posible delito de homicidio imprudente contra responsables de residencias de ancianos en los que murieron residentes y contra la presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso y los consejeros Enrique Ruiz Escudero y Enrique López. Consideran que fueron responsables de los desenlaces por su gestión en los primeros meses de la pandemia.

En respuesta a una de ellas el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 4 de Alcorcón ha citado recientemente como investigado para el próximo 11 de mayo al director de la Residencia de Mayores de Alcorcón, según informan fuentes judiciales.

El juez admite la querella en un auto en el que afirma que los hechos denunciados "hacen presumir la posible existencia de delito o delitos sin especificar" y es procedente instruir diligencias previas.

Asimismo el Juzgado de Instrucción número 3 de Fuenlabrada ha citado a declarar como investigado a un responsable del Centro de Mayores Amavir de Humanes de Madrid, en una causa iniciada por familiares de fallecidos a la que se ha sumado Marea de Residencias.

En esta causa hay dos investigados más, y uno de los responsables del centro ha sido citado para el 28 de abril, detallan la fuentes.

Estas citaciones se conocen dos días antes de que este viernes declare ante el Juzgado de Instrucción número 50 de Madrid como investigada la directora de la Residencia de Mayores Amavir Ciudad Lineal de la capital, como consecuencia también de una querella de varios familiares por la gestión durante los meses más duros de la pandemia.

La primera responsable de este tipo de centros que fue imputada y que ya declaró el pasado 26 de mayo fue la directora de la Gran Residencia del distrito madrileño de Carabanchel, por presuntamente no trasladar al hospital a una anciana con covid que acabó falleciendo.

Esta responsable aseguró en el juzgado que la anciana no fue trasladada porque estaba ya en situación de cuidados paliativos y en el hospital hubiera recibido el mismo tratamiento.

Detalló que la Gran Residencia recibió y aplicó los protocolos de actuación de la Comunidad de Madrid, que estaban firmados por el médico Carlos Mur, exdirector general de Coordinación Sociosanitaria del Ejecutivo regional, y que eran de obligado cumplimiento.

El letrado de Marea de Residencias José Luis González ha explicado que están satisfechos de que se avance judicialmente para dilucidar lo ocurrido en las residencias durante la pandemia, ya que "indagar es lo mínimo que hay que hacer en un estado de derecho en le que ha ocurrido una catástrofe de este tipo".