Mañueco confía en el turismo de calidad para lograr la reactivación económica

Mañueco confía en el turismo de calidad para lograr la reactivación económica

Salamanca, 26 mar.- El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, confía en que el turismo de calidad dentro del grupo de España de Ciudades Patrimonio de la Humanidad ayude a conseguir "la reactivación económica" después de la actual crisis generada por la pandemia.

En su discurso de recepción de la Asamblea del Grupo Ciudades Patrimonio de la Humanidad de España, que se celebra en Salamanca, ha afirmado que el legado de estos quince municipios "ofrece muchas alternativas", por lo que ha pedido una conservación más activa y una mayor coordinación desde la "transformación digital".

1x1

En esta misma línea, el presidente del Grupo Ciudades Patrimonio de la Humanidad de España y alcalde de Mérida (Badajoz), Antonio Rodríguez Osuna, también ha indicado que el turismo que comience a llegar tras la pandemia "será de más calidad", aunque "no será como en 2019, masivo".

"Con menos turistas puede haber una mayor recuperación económica, porque gastarán más en nuestras ciudades y será de mucha mayor calidad", ha augurado.

Fernández Mañueco, como presidente de Castilla y León, donde hay tres ciudades Patrimonio de la Humanidad -Salamanca, Ávila y Segovia-, ha pedido a los miembros de este grupo "ser capaces de proteger lo que se ha heredado, entregarlo a generaciones venideras mejor de lo que se ha recibido" y que este patrimonio "tenga trascendencia económica y de generación de Empleo".

Ha animado a aprovechar toda la potencialidad de unos recursos que constituyen "un motor de desarrollo y son fuente de empleo no deslocalizable, además de ser foco de atracción de un turismo de calidad".

El presidente de la Junta de Castilla y León ha abogado asimismo por iniciar actuaciones concretas sobre el patrimonio, para lograr su mantenimiento y mejora.

Entre estas medidas, ha hablado de realizar "una gestión más proactiva, mediante una conservación preventiva; la búsqueda de nuevos usos culturales y creativos para el patrimonio; la aplicación de la actual transformación digital también al patrimonio y a su cadena de valor; y el impulso a la coordinación de esfuerzos entre todas las instituciones públicas y con la iniciativa privada".