fbpx

Desarticulada una banda de murcigleros que cometieron hasta 13 robos con fuerza en viviendas de la región

Desarticulada una banda de murcigleros que cometieron hasta 13 robos con fuerza en viviendas de la región

La Policía Nacional ha desarticulado una banda de murcigleros, compuesta por seis personas, que cometieron hasta 13 robos con fuerzas en viviendas del barrio de Barajas y de diferentes localidades de la región como Paracuellos del Jarama, Ajalvir, Daganzo de Arriba y Cobeña.

La investigación comenzó cuando los agentes apreciaron un incremento de robos con fuerza en pisos y chalets en los que se utilizaba el mismo modus operandi, según ha informado la Jefatura Superior de Policía de Madrid.

Por ello, se inició una operación con dispositivos policiales y de investigación al alertar de este problema que generaba "alarma social" en la ciudadanía, así como un perjuicio económico para los afectados.

Tras localizar y detener a algunos de los implicados, los investigadores pudieron apreciar que los robos ejecutados estaban relacionados entre sí, al existir una serie de elementos comunes entre los investigados.

Los agentes comprobaron que los implicados conformaban un grupo criminal organizado con un alto grado de especialización y con una división de funciones entre los integrantes.

Además, localizaron los lugares en los que daban salida a los artículos robados, principalmente en establecimientos de compra-venta de materiales preciosos y en viviendas en las que guardaban el material para su posterior venta.

Las averiguaciones permitieron identificar a los responsables y al conjunto de la organización, su organigrama y el reparto de funciones.

Los seis individuos arrestados como presuntos autores de 13 robos con fuerza, cinco estafas, dos robos con fuerza en vehículos y asociación ilícita pasaron a disposición judicial, donde se decretó el ingreso en prisión de tres de ellos.

En los dos registros realizados, se intervinieron numerosos efectos como joyas, munición, material electrónico, gafas de sol, perfumes, tarjetas de crédito y décimos de lotería, además de material para la comisión de los robos como guantes, pasamontañas y destornilladores.