fbpx

El Ayuntamiento de Madrid cierra El Retiro y ocho parques mas por los fuertes vientos

El Ayuntamiento de Madrid cierra El Retiro y ocho parques mas por los fuertes vientos

El Ayuntamiento de Madrid ha ordenado este viernes el desalojo y el cierre del Retiro y otros ocho parques de la ciudad, tras haberse activado la alerta roja por intensificación de las condiciones meteorológicas adversas previstas por la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

La Aemett ha avisado de rachas de viento muy fuertes, de hasta 80 kilómetros por hora, en la sierra y otros lugares de la región, hasta la 20:00 horas de este viernes.

El protocolo de los Jardines del Retiro se aplica a otros parques con el fin de garantizar la seguridad en más zonas verdes, por lo que, cuando se activa la alerta roja, también se cierran El Capricho, Jardines de Sabatini, la Rosaleda del Parque del Oeste, Juan Carlos I, Juan Pablo II, Quinta de Fuente del Berro, Quinta de Los Molinos y Quinta Torre Arias.

En este nivel de alerta, el máximo de los cuatro que establece el protocolo de actuación ante situaciones meteorológicas adversas, contempla el desalojo por completo de los jardines del Buen Retiro bajo el mando de la Policía Municipal y la suspensión de todas las actividades.

La alerta roja se determina por rachas de viento iguales o superiores a 65 kilómetros por hora con temperaturas inferiores a 35 grados centígrados (°C) y un porcentaje de agua disponible en el suelo por debajo del 75 %.

También se determina con rachas de viento iguales o superiores a 55 kilómetros por hora a las que se suman temperaturas máximas superiores a 35 grados, o agua disponible en el suelo por encima del 75 %, y cuando en 24 horas la acumulación de nieve es igual o superior a los 20 centímetros.

Una vez finaliza la alerta roja, se realiza una inspección de las incidencias producidas y se procede a al retirada de ramas y árboles caídos.

Se eliminan también aquellos que se consideran inestables y se reparan los daños más relevantes en el resto de elementos del parque, concluye el protocolo.