Gabilondo pide reactivar la actividad parlamentaria para que el Gobierno informe a los grupos

Archivado en:
Gabilondo pide reactivar la actividad parlamentaria para que el Gobierno informe a los grupos
Archivado en:

El portavoz socialista en la Asamblea de Madrid, Ángel Gabilondo, ha sugerido este jueves "pensar seriamente" si sería conveniente "reactivar de alguna forma" la actividad parlamentaria, paralizada por la pandemia del coronavirus, con la finalidad de abrir un cauce de "información y comunicación" entre el Gobierno y los grupos políticos.

En una entrevista con Telemadrid, Gabilondo ha recalcado la necesidad de "trabajar juntos", precisando que esa información "pormenorizada, científica, técnica y también política" debe estar "al servicio de la acción para ayudar" y "para encontrar cosas que no están bien".

"Nadie está hablando de mala fe", ha subrayado el portavoz, quien cree que "la confrontación entre instituciones" envía un "mal mensaje" a la ciudadanía.

Gabilondo ha apuntado que, si bien considera que la Consejería de Sanidad debería haber convocado ya una reunión con los portavoces parlamentarios del ramo, "hay una convocatoria para este viernes" en este sentido.

Asimismo, ha aprovechado para reiterar su iniciativa de impulsar "unos presupuestos de emergencia o de reconstrucción", que busquen "el mayor consenso posible" para afrontar una situación económica que "va a ser muy dura".

Además, Gabilondo ha señalado que con la pandemia "estamos aprendiendo muy dolorosamente" las deficiencias del sistema sanitario, que "se convierte en una absoluta prioridad", o del modelo de las residencias de mayores, respecto al cual ha pedido "replantear" la relación "entre lo público y lo privado" y garantizar "la atención sanitaria" in situ.

Por otro lado, también Más Madrid ha reclamado este jueves la reanudación de la actividad parlamentaria, pidiendo que se puedan desarrollar plenos con la presencia limitada de los portavoces para que el Gobierno informe de su gestión.

En concreto, la formación ha registrado una petición a la Mesa de la Asamblea para que se celebre un pleno extraordinario en el que la presidenta, Isabel Díaz Ayuso, comparezca para aclarar "cuál es la situación de los dos aviones que anunció que llegarían a Madrid con material sanitario procedente de China".

Más adelante, Ayuso ha anunciado que esta tarde aterrizará en el aeropuerto Adolfo Suárez-Madrid Barajas un avión procedente de Shanghái cargado con 58 toneladas de material sanitario "de primera necesidad" para combatir el coronavirus.

"Ayuso debe pensarse que rendir cuentas es como ver una serie en Netflix, una cosa que uno elige hacer en función de si le apetece más o menos, pero le tenemos que recordarle que no, que la rendición de cuentas no es una opción, y se nos ha acabado la paciencia·, ha indicado el portavoz de Más Madrid, Pablo Gómez Perpinyà, en declaraciones remitidas a los medios.

En otro escrito dirigido a la Mesa, Gómez Perpinyà pide que se acuerden "los mecanismos indispensables para la realización de la función de control del Gobierno", y ha alegado que "la Comunidad de Madrid, que es la más golpeada por la pandemia, no puede permitirse ser la única en la que el Gobierno viaja sin rumbo y sin control".

Y el grupo parlamentario de Unidas Podemos ha registrado este jueves 17 peticiones urgentes de información sobre cuestiones como el hospital de campaña de IFEMA, los centros sanitarios, la situación de las residencias de tercera edad o de las trabajadoras del Servicio de Ayuda a Domicilio.

Según ha indicado en declaraciones remitidas a los medios su portavoz en funciones, Jacinto Morano, estas peticiones se han puesto en marcha "ante las faltas de otras vías de información para obtener los datos y tras pedirlos "reiteradamente" a los diferentes consejeros.

Ayer, Vox acusó al Gobierno de estar "amordazando" a la oposición al no celebrar plenos reducidos o telemáticos en la Asamblea, y sugirió la disolución de los parlamentos regionales y que los sueldos de los diputados se destinen a la sanidad.

El 13 de marzo, la Mesa decidió cerrar la sede de la Asamblea y suspender la celebración de plenos y comisiones durante quince días, plazo que finalizaba hace una semana y que se ha prorrogado hasta el 12 de abril.