La delegada del Gobierno advierte de quienes quieren "quebrar los consensos" de la Constitución

La delegada del Gobierno advierte de quienes quieren "quebrar los consensos" de la Constitución

La delegada del Gobierno en la Comunidad de Madrid, María Paz García-Vera, ha advertido este lunes, en el acto institucional con motivo del Día de la Constitución, de quienes pretenden "apropiarse" de la Carta Magna o intentan "quebrar los consensos que tanta estabilidad, progreso y derechos humanos han traído al país".

En su discurso en el acto institucional de la Comunidad de Madrid con motivo del Día de la Constitución, García-Vera ha señalado que la Constitución es una norma que llega ya a una "excelente madurez" y que demuestra "cada día más", su "acierto, su eficacia y su importancia para la convivencia democrática y para la consolidación del Estado de Derecho en nuestro país".

Ha indicado que se ha "reflexionado mucho" sobre esta norma, y "más ahora, cuando crecen los desafíos y surgen movimientos que, en ocasiones, parecen querer cuestionar sus pilares más básicos y sus esencias más representativas".

Asimismo, ha señalado que “nunca serán suficientes ni tampoco redundantes todas las consideraciones y los aportes que se hagan para fortalecer el ordenamiento jurídico que encabeza y preside nuestra Constitución”.

Y en este sentido, ha recalcado la delegada el “sentimiento” de que la Constitución es “nuestra”, porque se ha convertido “por derecho propio” en norma que es “de todos y para todos, creando ese ámbito de seguridad jurídica y de certeza”.

Ha celebrado que el texto sea “moderno, vinculante y ejemplar”, que “consagra” los derechos “más preciados para el hombre, la mujer, los niños y los ancianos”, y propugna como “valores superiores” la libertad, la justicia, la igualdad y el “pluralismo político”.

Ha querido transmitir su “gratitud y admiración” por el “decisivo papel” que han tenido el rey emérito, Don Juan Carlos, y el rey Felipe VI en la “edificación de la monarquía parlamentaria”.

Así una “especial memoria” con los padres de la Constitución, “esos queridos siete ponentes representativos de las distintas sensibilidades políticas de aquellos años”.

También ha agradecido que la norma se haya “hecho fuerte” gracias a la labor de los jueces, fiscales y abogados en los tribunales, así como a la de los miembros de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, y juristas, periodistas, comunicadores sociales.

También a las asociaciones y movimientos cívicos por la defensa de colectivos vulnerables, como las víctimas del terrorismo y las víctimas de la violencia de género, los inmigrantes y “esos otros grupos merecedores de protección, de respeto y solidaridad”.

Para finalizar, ha señalado que la Constitución es “la noble herramienta y el arma moral más eficaz para construir con ilusión un futuro sin exclusiones, sin retrocesos, sin atajos ni renuncias a nuestros principios y conquistas democráticas”, y con “pleno respeto a los derechos y libertades humanas”.

“Una constitución que es el alma de nuestra democracia”, ha zanjado la delegada.