fbpx

La cirugía a partir de los 40

La cirugía a partir de los 40

Te acercas a los cuarenta años y comienzas a plantearte frente al espejo si necesitas algunos retoques en tu apariencia física, te preguntas que es lo que deberías hacer para no perder ese encanto natural y todavía joven del que se sienten atraídas las personas de tu entorno y por lo que tú mismo te sientes atractivo o atractiva.

El experto Dr. Jesús Gómez-Comino Pérez, cirujano de la Clínica Fernández Blanco en Madrid, especialista en cirugía plástica, estética y reparadora y miembro de la SECPRE, nos explica en el Blog de Clínicas Fernández Blanco detalladamente cuáles son las intervenciones más demandadas a partir de los 40 años y los tipos de cirugías más demandadas por los "no tan jóvenes".

Según la opinión del Dr. Jesús Gómez-Comino Pérez, con el paso del tiempo, el cuerpo humano va apreciando diferentes cambios según la etapa de la vida en el que estemos inmersos. En este sentido, cada una de estas etapas presenta distintos tipos de cirugías estéticas posibles asociadas a los cambios que las caracterizan.

En este artículo, nos centraremos en recoger la opinión de nuestro experto acerca de las intervenciones estéticas más demandadas a partir de los 40 años y que ya él mismo publicara en el blog de esta prestigiosa clínica.

Intervenciones faciales; rejuvenecer el rostro

La cara es el espejo del alma y todos queremos tener un alma joven, de hecho, a veces el paso del tiempo no nos hace justicia y nos sentimos mucho más jóvenes por dentro que la imagen que refleja nuestro espejo.

Es en ese momento en el que nos planteamos realizarnos algún tipo de intervención facial que nos devuelva la tersura y brillo a nuestra piel, convirtiéndose las cirugías plásticas relacionadas con el rostro y el envejecimiento facial unas de las más demandadas conforme se van cumpliendo años, centrándose principalmente en párpado, cuello, mejillas y sobre todo en devolver la tersura general a la piel del rostro.

Como norma general es a partir de esta edad cuando comienzan a aparecer cambios profundos en nuestra mirada, y se aprecian por primera vez las antiestéticas bolsas bajo los ojos o se nos descuelga el párpado superior. Para corregir estas imperfecciones, la blefaroplastia o cirugía de párpados es la solución.

La blefaroplastia es una intervención que se realiza con el fin de extraer la grasa y el exceso de piel y músculo de los párpados superiores e inferiores. Con este procedimiento se puede corregir la caída de los párpados superiores y las bolsas de los inferiores, rasgos que hacen que parezcamos mayores y cansados y que, en ocasiones, pueden interferir con la visión.

Sin embargo, la blefaroplastia no es un procedimiento eficaz para hacer desaparecer las conocidas como patas de gallo u otras arrugas ni tampoco la caída de las cejas. En este sentido, puede realizarse de manera aislada o con otras cirugías estéticas de la cara que sí solucionen estas imperfecciones, como el lifting cervicofacial o el lifting frontal.

A partir de los cincuenta años, es el momento en el que los hombres y mujeres empiezan sufrir de arrugas en la piel más acusadas y es cuando deciden recurrir al lifting facial. Para conseguir mejores resultados, se puede combinar con otros procedimientos como lifting de cuello o la liposucción de papada.

Otros tipos de intervenciones estéticas a partir de los 40

Pero no solo es la juventud de nuestro rostro lo que nos preocupa, a partir de los cuarenta años vuelve a haber una fuerte demanda de mujeres que buscan una intervención de senos, pues tras haber sido madres y haber amamantado a sus hijos, su pecho ha perdido volumen y firmeza.

Esta intervención se conoce como pexia mamaria tiene como objetivos reubicar en una posición más alta la areola y el pezón, dar mejor forma al seno, reorganizando el parénquima mamario o colocando una prótesis, si fuera necesario, para restituir el volumen.

Otras de las intervenciones más demandadas son la liposucción y la abdominoplastia. Tanto una cirugía como otra van destinadas a mejorar el contorno corporal. La principal diferencia es que la liposucción se centra solo en retirar la grasa sobrante mediante aspiración, sin embargo en la abdominoplastia se tratan el exceso de grasa, la piel y el músculo.

La liposucción está especialmente indicada en personas que tienen un buen tono muscular mientras que la abdominosplastia está más indicada en el caso de haber pasado por varios embarazos o haber perdido gran cantidad de peso en poco tiempo. Como cualquier tipo de intervención, debe ser asesorada por el cirujano especialista que siempre nos indicará la mejor opción en nuestro caso específico, valorando los resultados que podemos obtener y los riesgos que entraña cada operación.


Si no te convence, ¡darse de baja es un clic!
Estoy de acuerdo con los Términos y condiciones y los Política de privacidad




Escribir un comentario

Enviar

Publish the Menu module to "offcanvas" position. Here you can publish other modules as well.