Julio Rodríguez: "A un militar hay que considerarlo primero como un ciudadano"

Julio Rodríguez: "A un militar hay que considerarlo primero como un ciudadano"

El secretario general de Podemos en Madrid, Julio Rodríguez, considera que se "ha avanzado" en la democratización de las Fuerzas Armadas, pero cree que hay camino por recorrer para "considerar primero como un ciudadano" a cualquier trabajador de los ejércitos.

En una entrevista, asegura que todavía "queda cambiar mentalidades" y niega que las "Fuerzas Armadas sean de extrema derecha".

Sin embargo, admite que el reciente manifiesto contra la exhumación del dictador Francisco Franco es "un toque de atención".

El exjefe del Estado Mayor de la Defensa ha presentado este miércoles en Ferrol su libro "Mi patria es la gente", en el que sintetiza su experiencia castrense con sus propias vivencias personales.

Sobre el documento contrario al traslado de los restos de Franco, ha destacado que se produjese "una reacción" a ese texto. Además, ha tachado de "algo discriminatorio" que se limitase el papel de las mujeres con tatuajes en las Fuerzas Armadas, aunque ha indicado que la ministra de Defensa, Margarita Robles, "dijo que hay que cambiar la legislación".

Preguntado por el papel de Ferrol a lo largo de la historia dentro del ámbito militar, Rodríguez replica que es una "ciudad asociada a nuestra Armada" y que recuerda "siempre con cariño" al contar "también con vínculos familiares" relacionados con la localidad.

Inmerso ahora en la escena política madrileña, ha remarcado que se ha considerado "siempre político" y apela a la necesidad de "ejercer el derecho al voto con responsabilidad" desde el plano militar. "Vivimos tiempos acelerados; la política, como la vida, va deprisa", ha subrayado.

A su juicio, la "tendencia a que la ciudadanía esté alejada de la política" ha sido replicada con "pasión y velocidad" por parte de la población en los últimos años. Confiesa que lo que ocurre "en Madrid se extrapola" al resto de España, pero reivindica en este sentido que la capital estuviese "veinticuatro años en manos del PP" como motivo de tanta expectación. Pese a que estima que hay "tensión", incide en que la "vida municipal es la que ofrece más recompensa" a cualquier dirigente.

"Hay que unir a todas las fuerzas que luchan por el cambio, no sobra ningún voto", ha matizado Julio Rodríguez, que combina sus referencias a la política con su carrera en las Fuerzas Armadas.

En este sentido, rememora que su padre fue coronel del Ejército del Aire y que en su casa se registraba el "entorno característico de aquellos años" en la vida militar. Sobre el papel actual de sus trabajadores, ha opinado que les pide "profesionalidad, como a un médico o un abogado".

En todo caso, el secretario general de Podemos en Madrid no descuida que en los cuerpos castrenses hay "recursos públicos escasos", un hecho que, a su entender, obliga a actuar con prudencia.

Cuestionado por el papel español ante conflictos de alcance internacional, sugiere que hay "que hablar sobre paz y seguridad" frente a la opinión pública.

A su juicio, "hay que actuar" para contribuir a la resolución de contiendas bélicas o escenarios de tensión entre países.

"La paz y la seguridad no se consiguen solo con intervenciones militares, también con educación y desarrollo", ha aportado Rodríguez.

En un "mundo global más seguro", ha abogado por la cooperación entre estados para afianzar estrategias comunes.

Su intervención en Ferrol ha servido de inicio de curso para la asociación cultural local Fuco Buxán, que también ha presentado un nuevo número de su revista de pensamiento.