Los madrileños resisten julio con cinco piscinas municipales cerradas por obras

Archivado en:
Los madrileños resisten julio con cinco piscinas municipales cerradas por obras
Archivado en:

Los vecinos y visitantes de Madrid encaran los meses más calurosos del verano con cinco de las 23 piscinas municipales cerradas debido a las obras que afectan, no solo a la zona descubierta del verano, sino a la instalación al completo.

En concreto, se mantendrán cerradas las piscinas de San Blas, La Mina (distrito de Carabanchel), la de Cagigal (distrito de Moncloa-Aravaca) y también las de Cerro Almodóvar y Entrevías, en Villa y Puente de Vallecas, respectivamente, según detallan fuentes municipales.

Finalmente son cinco, y no tres, como se había informado inicialmente, las piscinas que no abrirán sus puertas este verano por las obras, aunque si es posible la piscina de Entrevías si abriría en agosto.

Madrid empezó la temporada de piscinas de verano, el 15 de mayo, con 13 instalaciones abiertas, mientras que ahora oferta un total de 18 piscinas a los madrileños.

En 2017, asistieron a las piscinas municipales un total de 1,6 millones de personas, sobretodo en el mes de julio, con 590.256 asistencias, mientras que en junio, cuando se registraron olas de calor, acudieron 518.449 personas, mientras que en agosto los datos de asistencia son de 392.629 personas y en septiembre cayó a las 54.573 personas.

El 18 de junio del año pasado fue el día que más madrileños acudieron a las piscinas madrileñas.