fbpx

El Teatro Real confía en que la salida de Mortier "no suponga ningún coste"

El Teatro Real confía en que la salida de Mortier "no suponga ningún coste"

El Teatro Real, que desde este miércoles ha hablado en dos ocasiones con Gerard Mortier, una por la tarde y la otra esta mañana, negocia con el destituido director artístico "con la idea de que (su marcha) no suponga ningún coste" para el coliseo.

Así lo ha reconocido ante la prensa el director general del Real, Ignacio García-Belenguer, reacio en un primer momento a hablar de la salida de Mortier, acordada por unanimidad por la comisión ejecutiva del Teatro.

"Estamos conversando con él", reconoció García-Belenguer, encargado, junto al presidente del Patronato del Teatro Real, Gregorio Marañón, de dar a conocer la sustitución, "que no despido", de Mortier por Joan Matabosch, hasta ahora director artístico del Liceo de Barcelona y cuya llegada a Madrid es inminente.

Gerard Mortier conoció ayer su destitución desde Alemania, donde se somete a tratamiento médico tras ser operado este verano de un cáncer.

En declaraciones, un Mortier indignado dijo anoche que tiene cáncer, pero no está "muerto", y que su intención es "presentar batalla".

"Queremos llegar a un acuerdo con él, de manera cordial y amigable", insistió una y otra vez García-Belenguer, quien aseguró que al Teatro Real le gustaría "seguir contando con su criterio". Ahora bien, dejando muy claro "que el director artístico es Joan Matabosch". "Nos gustaría que Mortier opinara y colaborara con el Real", hizo hincapié.

El director general del coliseo madrileño destacó el "prestigio, la valía profesional de Mortier", lo que "ha hecho en y por el Teatro Real", situándole en el panorama internacional. "Nuestro agradecimiento es pleno", dijo. "Tenemos que reconocer su trabajo, su trayectoria,....", insistió.

García-Belenguer aseguró que en el "talante" de Mortier, "y en el nuestro", está alcanzar un acuerdo, y quiso dejar bien claro que "en ningún caso" hay actualmente dos directores artísticos en el Real. "El director artístico es Matabosch", desde ayer por la tarde. "No había mejor candidato para sustituirle", continuó.

"Queremos resolver la relación jurídica que tenemos" con Mortier, advirtió García-Belenguer, y que ello no suponga un coste adicional para el Teatro Real.

El director-general eludió contestar a la pregunta de si se habían respetado las condiciones que figuran en el contrato de Mortier ante una posible salida inesperada o una renuncia suya.

Ahora bien, a estas alturas del proceso negociador, García-Belenguer no puede decir si acabarán "en los tribunales o no. Por parte del Teatro Real es que no sea así. Mortier ha aportado mucho al Teatro y sería una pena que todo se echara a perder".

El director general recordó que la comisión ejecutiva del Real consideró ayer que "es el momento" de "relevar" a Mortier, y que el único sueldo de director artístico es el que cobrará Matabosch, si bien será inferior al de Mortier. Por razones de confidencialidad, no quiso precisar la cuantía de uno y otro sueldos. "Matabosch cobrará menos", dijo.