La justicia madrileña redujo un 7,8% los asuntos en trámite en 2014 - MADRID ACTUAL
Nueva Memoria del TSJM

La justicia madrileña redujo un 7,8% los asuntos en trámite en 2014

Archivado en:
La justicia madrileña redujo un 7,8% los asuntos en trámite en 2014
Compartir en whatsapp
Archivado en:


Los órganos judiciales madrileños redujeron un 7,8% los asuntos en trámite en 2014 frente a 2013.

150718-tsjm

Los órganos judiciales madrileños redujeron un 7,8% los asuntos en trámite en 2014 frente a 2013, y la Comunidad de Madrid fue la cuarta autonomía en la que más bajó el número de cuestiones pendientes, pese se registraron un 0,7% más de asuntos nuevos que en 2013 en la región, la segunda con mayor litigiosidad.

Según ha detallado el presidente del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM), Francisco Javier Vieira, durante la presentación de la Memoria del Tribunal, a cierre de 2014 había 354.327 asuntos pendientes, 30.000 menos que un año antes.

Además, y por cuarto año consecutivo, se resolvieron más asuntos (1.429.086) de los que ingresaron (1.399.084), si bien la situación es diferente en cada una de las jurisdicciones.

En los juzgados de lo social se frenó la tendencia al alza de asuntos pendientes y se redujeron en un 6,5%, y también cayeron los procedimientos por despido en un 17,6%, si bien Madrid es la Comunidad Autónoma con más demandas de este tipo.

En la jurisdicción contencioso-administrativa han caído los asuntos pendientes de los 50.200 a 39.149 y además, según ha afirmado Viera, se ha controlado la demora máxima en los señalamientos de procedimientos abreviados.

En los procedimientos de lo civil los nuevos asuntos aumentaron un 11,5% en términos interanuales, pero los asuntos en trámite cayeron un 2,3%. Los lanzamientos derivados de procedimientos de ejecución hipotecaria bajaron un 16,8% y los derivados de arrendamientos urbanos lo hicieron en un 3,2%.

Finalmente, en la jurisdicción penal los asuntos en tramitación han bajado un 9,3%. Pese al descenso generalizado, Viera ha reclamado medidas para hacer la Administración de Justicia más eficaz.

Así, ha afirmado que los juzgados de lo social afrontan mayor carga de trabajo por "la crisis económica" y "las nuevas atribuciones de estos juzgados", y ha destacado los "constantes refuerzos" implementados, como los 10 jueces de apoyo y los cinco secretarios judiciales que se han incorporado en julio.

Tanto en lo social como en lo contencioso-administrativo, Viera Morante ha apostado por la especialización porque, ha opinado, permitiría acortar los plazos se señalamiento.

El presidente del TSJM ha explicado que tanto la "complejidad creciente de los asuntos" como la "dispersión de las sedes judiciales" son factores que justifican su apuesta por la especialización de los juzgados.

Además, ha pedido que los Juzgados de Violencia sobre la Mujer puedan conocer no sólo de asuntos de su partido judicial, sino también de los de los limítrofes.

Por último, ha reclamado la creación de crear una nueva sección de lo Penal en el TSJM que asuma los recursos de casación contra fallos de la Audiencia Provincial que hasta ahora tramitaba el Tribunal Supremo y que ahora serán competencia del TSJ madrileño.

Ha agregado que la limitación de plazo máximo de las instrucciones penales obligará a un "refuerzo de personal" para que se puedan cumplir esos límites.

Preguntados por otras cuestiones relativas a la Justicia madrileña, ha exigido una solución para los 152 kilómetros de estanterías repletas de causas archivadas que acumula la Administración.

Viera ha dicho que "la Consejería de Justicia debe acometer de inmediato labores de expurgo" y que debe decidirse "cuanto antes qué actuaciones archivadas se pueden destruir".

Sobre la justicia gratuita, ha valorado como "esencial" la labor de los letrados del turno de oficio, pues "garantizan el derecho de defensa de los más desfavorecidos". "Y eso sólo se puede hacer si los abogados tienen una retribución justa y abonada de forma puntual", ha dicho el presidente del TSJM.

Finamente, ha pedido elaborar listados de intérpretes y traductores "realmente cualificados" y con una "buena retribución" que asistan en los procesos judiciales.

 

¿Recibes ya nuestro boletín?