Los presupuestos de Móstoles para 2018, paralizados por una reclamación de la UCIN - MADRID ACTUAL


Los presupuestos de Móstoles para 2018, paralizados por una reclamación de la UCIN

Archivado en:
Los presupuestos de Móstoles para 2018, paralizados por una reclamación de la UCIN
Compartir en whatsapp

La aprobación definitiva de los presupuestos municipales de Móstoles ha quedado paralizada después de que representantes de la Unión de Ciudadanos Independientes de Móstoles (UCIN) hayan presentado una reclamación, obligando al Gobierno municipal a prorrogar los presupuestos del 2017.

El pasado 18 de enero, antes de que el plazo legal de quince días hábiles para presentar reclamaciones finalizara, el dirigente de UCIN José Miguel Reinares formuló una reclamación asegurando que la elaboración y tramitación de las cuentas municipales de 2018 "no se ha ajustado a los términos establecidos en la Ley".

En su escrito de reclamación, UCIN, un partido independiente con implantación en algunos municipios de la región, afirman que "se omite el crédito necesario para las obligaciones exigibles y los ingresos son de manifiesta insuficiencia con respecto a los gastos presupuestarios".

En un principio, el Pleno municipal, en sesión extraordinaria, aprobó el pasado 22 de diciembre los presupuestos municipales para 2018 presentados por el Gobierno local, formado por PSOE, Ganar Móstoles e IUCM-LV, con 13 votos a favor -seis del PSOE, seis de Ganar y uno de IUCM-LV- y 11 votos del PP en contra.

El Ejecutivo municipal logró sacar adelante las cuentas para 2018 pese a que el concejal de Hacienda y Patrimonio, Javier Gómez (PSOE), se tuvo que ausentar del Pleno por tener interés directo y pese a que el portavoz de IUCM-LV, Eduardo Gutiérrez, se abstuvo, manifestando que no habían sido negociados con su partido.

Sin embargo, salvado este primer contratiempo y después de que el Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid (BOCM) recogiera el pasado 27 de diciembre la aprobación inicial de los presupuestos municipales para 2018, representantes de UCIN formularon en el registro del Ayuntamiento dicha reclamación contra su aprobación definitiva.

Si no se hubiese presentado ninguna reclamación, el presupuesto municipal se hubiese considerado definitivamente aprobado tras su publicación en el BOCM, por lo que el escrito de UCIN obliga a que los presupuestos del 2017 continúen prorrogados hasta que se produzca la aprobación definitiva en un nuevo Pleno.

Fuentes municipales han explicado que el Gobierno municipal dispone de un mes para resolver la reclamación presentada y llevar a un nuevo Pleno la aprobación definitiva de las cuentas municipales de 2018, aunque no han confirmado las fechas en las que se intentará de nuevo su aprobación.

Este contratiempo con las cuentas municipales de 2018 se suma a la situación de inestabilidad provocada tras la dimisión del alcalde David Lucas (PSOE), quien el pasado miércoles anunció su marcha por "motivos personales", y a la espera de un acuerdo entre las tres fuerzas del Gobierno municipal para investir a su sustituto.

 

Anuncios Google

Usamos cookies propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarte publicidad personalizada analizando tu navegación. Si continúas navegando aceptas su uso. Política de cookies