El musical "Billy Elliot", una "catarata de emociones" - MADRID ACTUAL


El musical "Billy Elliot", una "catarata de emociones"

El musical "Billy Elliot", una "catarata de emociones"
Compartir en whatsapp
 

El musical "Billy Elliot" es "una catarata constante de emociones" que en su versión española tiene "el mejor elenco posible", según han señalado sus productores ejecutivos, Marcos Cámara y Juan José Rivero, durante la presentación del espectáculo, en el Nuevo Teatro Alcalá.

Con una inversión de cinco millones de euros y más de ciento ochenta personas implicadas, el musical, de SOM Produce ("Cabaret", "Rumba"), es "la producción de teatro privado más grande y ambiciosa que se ha hecho en España", ha subrayado Cámara.

Además, en palabras de Rivero, "Billy Elliot" marca "un antes y un después" porque abre en Madrid "un nuevo capítulo a nivel de posicionamiento" como ciudad en la que disfrutar de "buen teatro musical".

El director de la obra, David Serrano, ha recalcado que trabajar en este espectáculo está siendo "la experiencia profesional más bonita" de su vida y que se debe, en gran medida, al elenco infantil, a esos más de 60 niños que, desde hace más de un año, "se han dejado la piel".

El papel protagonista, el de ese adolescente que lucha por hacer realidad sus sueños después de descubrir su pasión por el baile, lo interpretarán los bailarines infantiles Pablo Bravo; Pau Gimeno; Cristian López; Miguel Millán; Oscar Pérez y Diego Rey, que fueron elegidos mediante un complejo proceso de selección.

Una vez comenzadas las representaciones, todos esos niños con tanto "potencial y disciplina", según Rivero, continuarán con la formación que ya iniciaron en la "Escuela Billy Elliot" donde aprenden nuevas técnicas de danza clásica, claqué, acrobacias, canto e interpretación junto a Víctor Ullate.

También forman parte del reparto del musical, compuesto por un centenar de artistas, actores adultos con una trayectoria consolidada como Natalia Millán (Señorita Wilkinson), Carlos Hipólito (padre), Adrián Lastra (Tony), Mamen García (abuela de Billy), Juan Carlos Martín (George), Noemí Gallego (Madre) y Álex Amores (Billy adulto).

Una de las peculiaridades del espectáculo, que llega a la capital tras once años de éxito en Londres y seis en Broadway -donde lo vieron más de 10 millones de espectadores- es que es "completamente imposible salir de gira" por otras ciudades españolas, según Rivero.

Se debe, explica, a la "extraordinaria complejidad de su montaje" y al elenco, formado en gran parte por niños y niñas que deben "compatibilizar" la interpretación en la obra con su vida familiar y sus estudios.

También han apuntado los productores de "Billy Elliot" que el Teatro Alcalá ha tenido que ser remodelado de manera específica para acoger la representación, ya que era necesario instalar algunos sistemas de elevación y "hacer excavaciones" que requerían de una reestructuración de la caja escénica.

Las coreografías, basadas en las originales de Peter Darling y creadas sobre la exitosa banda sonora de Elton John, han requerido de "un trabajo muy duro" para los bailarines pero lograrán, creen, emocionar al público.

En cuanto a la escenografía, han señalado que la casa de la familia Elliot se ha construido según los planos de las viviendas de las colonias mineras que ocupaban el condado de Durham en los años 80 al noroeste de Inglaterra.

Además, habrá más de 150 micrófonos activos en la sala, incluyendo los que portan los miembros del elenco, los necesarios para sonorizar el suelo en los números de claqué y los de la orquesta.

 

Anuncios Google

Usamos cookies propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarte publicidad personalizada analizando tu navegación. Si continúas navegando aceptas su uso. Política de cookies