La Comunidad Valenciana alza la voz en Madrid para exigir una financiación justa - MADRID ACTUAL

La Comunidad Valenciana alza la voz en Madrid para exigir una financiación justa

La Comunidad Valenciana alza la voz en Madrid para exigir una financiación justa
Compartir en whatsapp
 

La Comunidad Valenciana ha celebrado un multitudinario acto en Madrid para reclamar una financiación justa que permita superar el desequilibrio de ser "la única autonomía pobre" que paga más de lo que recibe, con un 11,7 por ciento menos de recursos que la media nacional.

Celebrado en el Círculo de Bellas Artes de Madrid, al acto han asistido numerosos dirigentes políticos, encabezados por el presidente valenciano, Ximo Puig; la vicepresidenta, Mónica Oltra, o el presidente de Les Corts Valencianes, Enric Morera, así como representantes de la sociedad civil y el mundo empresarial.

Según se ha puesto de relieve en este encuentro, la "infrafinanciación" de la Comunidad Valenciana está demostrada incluso "científicamente" y se traduce en que cada valenciano dispone de 259,16 euros menos a través del modelo de financiación que el promedio estatal de las autonomías de régimen común, en las que no se incluye a País Vasco y Navarra.

Esto es, a cada valenciano le tocarían 1.997,03 euros para cubrir las necesidades de sanidad, educación, atención social, apoyo a la Economía e infraestructuras, un 11,7 por ciento menos que la media nacional, de 2.260,72 euros.

Desde la seguridad de que la valenciana es "la comunidad peor financiada", la propuesta que han formulado los asistentes es una reforma inmediata del sistema de financiación, el reconocimiento del déficit de financiación acumulado y la ejecución por parte del Estado de las inversiones previstas.

El presidente de la Generalitat valenciana, Ximo Puig, ha señalado que el acto ha tratado de dar visibilidad "a las insuficiencias" de la cuarta comunidad de España en población.

Un acto "celebrado conscientemente en un momento crucial para España, en un momento donde el ruido y la campaña electoral permanente están desplazando los grandes debates", ha señalado.

"El problema valenciano existe", ha enfatizado, y ha explicado que aunque no es un problema identitario, sí es una "anomalía democrática", que ha elevado a la categoría de "cuestión de Estado" y de cuya solución ha responsabilizado al Gobierno.

La falta de financiación adecuada, junto con otros aspectos, entre los que ha citado el despilfarro, la mala gestión y la corrupción, han llevado a que la valenciana tenga una deuda del 46 por ciento del PIB, la más alta de todas las comunidades.

Antes que él ha intervenido la vicepresidenta de la Generalitat, Mónica Oltra, quien ha dicho que la valenciana es la única comunidad que, pese a ser "pobre", tiene que pagar más de lo que recibe.

 

Anuncios Google