Cervantes y Carlos III, dos ilustrados unidos en un ciclo de conferencias - MADRID ACTUAL

Cervantes y Carlos III, dos ilustrados unidos en un ciclo de conferencias

Archivado en:
Cervantes y Carlos III, dos ilustrados unidos en un ciclo de conferencias
Compartir en whatsapp

Los hilos que unen a dos personajes tan diversos como Cervantes y el rey Carlos III, dos ilustrados separados por un siglo, son la base del ciclo de conferencias "Carlos III y Cervantes. El Quijote y la Ilustración", que inicia hoy su coordinadora Carmen Iglesias en CentroCentro Cibeles.

Recién llegada del Congreso de la Lengua celebrado en Puerto Rico, Iglesias ha considerado que Cervantes contribuye a crear vínculos en nuestra historia y por ello, junto con la Fundación Banco de Santander, ha querido homenajear a estas dos figuras en sus centenarios.

El punto de partida de su conferencia, titulada "El mundo de Cervantes y el mundo ilustrado en el reinado de Carlos III", tiene como punto de partida la edición del "Quijote" realizada por Ibarra en 1780, una joya bibliográfica publicada en pleno reinado de Carlos III.

Se trata de la primera edición de lujo que se hizo en España "y es muy importante porque por primera vez se considera el 'Quijote' como un clásico universal, con valores para todas las épocas". Según la historiadora, "los clásicos nos leen a nosotros, son exploradores de la experiencia humana, y Cervantes, sobre todo en el 'Quijote', hace esa exploración de la existencia".

La obra, "que tuvo un éxito inmediato", se consideró un libro de entretenimiento "y fueron los ingleses en el primer cuarto del siglo XVIII los primeros en reconocer el valor universal del 'Quijote', libro profundo más allá del entretenimiento".

En cuanto a Carlos III, en su reinado se produjo la consolidación de la Ilustración y un ejemplo de ello es el reconocer que el "Quijote" merecía una edición especial.

La historiada desarrollará también semblanzas de Cervantes y de Carlos III así como las diferencias y la continuidad de estos dos mundos teniendo en cuenta todos los acontecimientos y la transmisión de valores.

Para ello se centrará en tres puntos. El primero de ellos será la educación, tanto en la vida como en la obra de Cervantes, y el segundo, las mujeres.

Según la historiadora la afirmación de que un país se mide por la libertad de sus mujeres "está en el 'Quijote', además de en la propia vida de Cervantes, que vivió siempre rodeado de mujeres. Por su parte, Carlos III se ocupó directamente de la educación de las niñas en los primeros intentos de reforma de la educación".

El tercer punto versará sobre la justicia. "En las obras de Cervantes hay una protesta o llamada constante sobre la necesidad de la justicia, que se encuentra fragmentada y que depende de los lugares por los que pasa don Quijote. El rey en el Estado moderno es garantía de libertad para los súbditos".

El ciclo incluirá también las conferencias que durante el mes de abril impartirán Jean Pierre Etienvre, Carmen Sanz Ayán, Julián Martín Abad y Pedro Álvarez de Miranda.

Carmen Iglesias ha mostrado su satisfacción por poder unir el gran genio de Cervantes con un gran rey como Carlos III y ha señalado que no sabe si Cervantes es el primer ilustrado "pero desde luego es un ilustrado, en su obra y en su vida, en la que se mostró como un apasionado de la tolerancia".

Esta vida puede haber estado regida por "tres virtudes que tengo anotadas, aunque no sé quién las dijo: coraje para vivir; generosidad para convivir y prudencia para sobrevivir".

Sobre la polémica surgida sobre la celebración del IV centenario de la muerte del escritor, ha considerado que el hecho de que las autoridades se integren en este tipo de celebraciones tiene el problema de en qué medida lo pueden manipular, pero esta participación "es útil para ellos pero también lo es para la sociedad".

Además, ha afirmado, "en alguna instancia hay una comisión para el centenario, en la que no han contado con la Real Academia de la Historia. Yo creo que la polémica tiene que ver también con el malestar que existe por el 21 % del IVA cultural y con que ha habido dejación de la cultura".

En cuanto a una encuesta del CIS que refleja que solo dos de cada diez españoles lee el "Quijote", la historiadora cree que esto tiene que ver con que "la educación es la asignatura pendiente de la democracia".

Con los clásicos "hay que empezar pronto. Creo que la pedagogía ha sido nefasta para esto. A los clásicos hay que imponerlos y aprender a respetarlos y el 'Quijote' y los clásicos tienen que volver a la escuela", según la académica, para quien ahora estamos como en el siglo XVIII, "con estructuras educativas anquilosadas".

 

Anuncios Google