Parque del Oeste, más de un siglo de Historia en Madrid - MADRID ACTUAL


Parque del Oeste, más de un siglo de Historia en Madrid

Parque del Oeste, más de un siglo de Historia en Madrid
Compartir en whatsapp

El Parque del Oeste es uno de los parques más grandes de Madrid, y está situado entre el Barrio de Argüelles y la estación de Príncipe Pío, muy próximo a la Casa de Campo. Este parque es uno de los espacios madrileños de estilo paisajista, estilo que fue introducido en Madrid por la Duquesa de Osuna, al construirse los jardines de El Capricho de Alameda de Osuna. En 1985, la Comunidad de Madrid otorgó al Parque del Oeste el carácter de Parque Histórico.

El Parque del Oeste fue el primer parque público que se creó en Madrid. Su construcción comenzó en 1893, aunque la inauguración está fechada el 3 de septiembre de 1905. El creador del Parque fue el ingeniero agrónomo Celedonio Rodrigáñez y Vallejo, Director de Jardines y Plantíos del Ayuntamiento en aquel momento. Los terrenos sobre los que Rodrigáñez construyó el parque constituían la Tierra de San Antonio, situada al noroeste de Madrid.

La primera fase de la construcción del Parque del Oeste contó con 37 hectáreas de superficie. En 1906, cuando Alberto Aguilera ocupaba la alcaldía de Madrid, se inició una segunda fase, añadiendo 3 hectáreas paralelas al Paseo del Pintor Rosales. Esta segunda fase culminó ocho años más tarde, en 1914. A partir de este año, y durante la Guerra Civil española, el Parque del Oeste fue una línea de frente, donde se abrieron trincheras y búnkeres.

En aquellos cuatro años de conflicto bélico las bombas arrasaron algunas plantaciones y destruyeron varios monumentos. Tras el fin de la guerra, el responsable de los Parques Municipales, Cecilio Rodríguez, inició la reconstrucción del parque, que se prolongó hasta los años 40. Durante la reconstrucción, el parque se amplió también hacia la Rosaleda, el Parque de la Tinaja y el Templo de Debod, llegando hasta el Paseo del Pintor Rosales y la Estación Norte.140724 paseo2 parque oeste

Estatuas y monumentos

El Parque del Oeste alberga 40 estatuas y monumentos característicos, repartidos a lo largo del parque, la mayoría de ellas de personas célebres en Madrid. Cada estatua está numerada, de forma que a los turistas les resulte más fácil encontrarlas en el mapa del parque. Los monumentos que están erigidos en el Parque del Oeste representan a diversas personalidades célebres: generales (San Martín, Manuel Cassola, Bernardo de O'Higgines), médicos (Doctor Federico Rubio), periodistas (José Rivero), escritores (Miguel Hernández, Juan Montalvo, Eugenio María de Hostos, Goya), escritoras (Concepción Arenal, Elena Fortún), músicos (Maestro Quiroga), científicos (Eugenio Espejo), pintores (Eduardo Rosales), políticos (Simón Bolívar, Juan Pablo Duarte) y miembros de la realeza (Jaime I el Conquistador, Infanta Isabel de Borbón).

También hay representaciones de figuras religiosas, entre ellas la Santísima Virgen y Sor Juana Inés de la Cruz; restos de búnkeres de la Guerra Civil española; y otros monumentos característicos, como el Templo de Debod, la Fuente de la salud, el Manantial de la Salud, el homenaje a los Héroes del Dos de Mayo y a los Caídos del Cuartel de la Montaña, el teleférico y la Puerta de Madrid.

Otro de los grandes atractivos del Parque del Oeste es su amplia variedad de especies arbóreas que conforman un paraje natural frondoso y colorido. Entre la diversidad de árboles del Parque del Oeste se encuentran abetos, acacias, aligustre, cedros, pinos, hayas, tilos y laureles.

Monumentos destacados

Entre todos los monumentos y estatuas presentes en el Parque del Oeste, hay algunos que destacan por su importancia turística. El Templo de Debod es uno de los más visitados por los turistas y por los propios madrileños. Este templo es un monumento de origen egipcio que tiene más de 2.000 años de antigüedad, que fue reconstruido en 1972. Cuatro años antes, el templo fue cedido a Madrid como forma de agradecer el trabajo arqueológico español que supuso el rescate de los templos del Valle de Nubia, que iban a ser arrasados por las aguas de la presa de Assuán. El Templo de Debod está dedicado a los dioses egipcios Amón e Isis, y constituye el único templo egipcio que se puede ver en Madrid.

El Manantial de la Salud constituye también un emplazamiento con una gran historia. Hay una creencia tradicional sobre las propiedades milagrosas de esta fuente. Muchos son los madrileños que creen que el agua de este manantial es curativa; esta creencia viene recogida en el libro 'Parque del Oeste', de la Fundación Caja Madrid, donde se refleja que "Esta fuente hacía del arroyo mismo una corriente de agua presumiblemente curativa. (...) Sus aguas se solicitaban desde distintos puntos de España, pese a no estar probado su poder medicinal".

Otro de los monumentos con gran historia en el Parque Oeste y en la región de Madrid son los restos de la Guerra Civil española. Concretamente, son tres búnkeres que se construyeron durante este periodo, pertenecientes al bando nacional. Estos tres búnkeres forman la que fuera línea de defensa de la ciudad durante la guerra. Los tres reductos que aún hoy quedan, de los veinte que se construyeron, están declarados bajo la protección de la Ley sobre el Patrimonio Histórico Español.

{gallery}2014/07/reportaje_parque_oeste{/gallery}

 

Anuncios Google

Usamos cookies propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarte publicidad personalizada analizando tu navegación. Si continúas navegando aceptas su uso. Política de cookies