El Supremo rechaza la querella de Amyts contra González - MADRID ACTUAL
Asociación de Médicos Titulados Superiores

El Supremo rechaza la querella de Amyts contra González

El Supremo rechaza la querella de Amyts contra González
Compartir en whatsapp

El Tribunal Supremo ha archivado la querella de la Asociación de Médicos Titulados Superiores (Amyts) contra el presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, al no apreciar injurias en una declaraciones que realizó en relación al proceso de externalización de hospitales de la región.

En un auto, el Tribunal Supremo explica que Amyts acusó a Ignacio González de delito de calumnias e injurias por unas declaraciones que efectuó el 12 de junio del año pasado, al día siguiente de que este sindicato de médicos anunciara la presentación de un recurso en el que solicitaba la suspensión cautelar del proceso de externalización de seis hospitales de la comunidad.

El Supremo relata que, según la querella, en una entrevista a RTVE Ignacio González acusó al sindicato y a los socialistas madrileños de intentar extorsionar a las empresas que se presentaron a concurso para gestionar los seis hospitales públicos al referirse a los recursos del PSM y de Amyts.

La resolución reproduce las declaraciones de Ignacio González: "Estamos en una comunidad en la que todo el mundo sabe que es seria, con un sistema de gestión riguroso, en donde existe la seguridad jurídica y en donde pese a todos los intentos de matonismo y extorsión de estos señores de Amyts y del Partido Socialista, las empresas que han querido se han presentado a este concurso como a muchos otros".

Amyts reclamó que Ignacio González fuera condenado al pago de 544.700 euros que pretendía destinar para el mantenimiento del sindicato.

Sin embargo, el Supremo fundamenta que "si bien pudiera ser cierto que Ignacio González se refiere con sus manifestaciones a que las actividades de los querellantes eran una forma de presionar para que no se llevase a efecto la privatización de los hospitales, faltaría el ánimo de lucro y la violencia e intimidación para obligar" que se requiere para la extorsión supuestamente atribuida.

En cuanto a la expresión de los "intentos de matonismo" para el tribunal se produce en un contexto de contienda política entre los representantes del partido político mayoritario en la Comunidad de Madrid, los minoritarios y las protestas ciudadanas.

"La disputa se mueve por tanto en un marco en el que el ejercicio de las libertades de expresión e información están en conexión con asuntos que son de interés general por las materias a que se refieren y por las personas que en ellos intervienen y contribuyen en consecuencia a la formación de la opinión pública", añade.

En este sentido, el Supremo recuerda que "el derecho al honor se debilita proporcionalmente como límite de las libertades de expresión e información en cuanto sus titulares son personas públicas, ejercen funciones públicas o resultan implicadas en asuntos de relevancia pública".

"Por ello están obligadas a soportar un cierto riesgo de que sus derechos resulten afectados por opiniones o informaciones de interés general, pues así lo requiere el pluralismo político, para no correr el riesgo de hacer del Derecho penal un factor de disuasión del ejercicio de la libertad de expresión, lo que es indeseable en un Estado democrático", concluye.

 

Anuncios Google